Hazte fan en Facebook

Como acabar con una plaga de hormigas

Combatir plaga de hormigas

¿Por qué las hormigas pueden ser una plaga?

Las hormigas son insectos sociales, como las abejas y las avispas, de hecho, pertenecen al mismo grupo taxonómico o de clasificación, el de los himenópteros, junto con los abejorros.

Las hormigas forman parte de colonias muy bien organizadas. Un hormiguero puede tener varios millones de hormigas. En el hormiguero o nido de hormigas, encontramos las obreras, los soldados, los zánganos o machos y las reinas o hembras.

Estos insectos son uno de los animales más adaptables que existen, por lo que se encuentran en casi todos los lugares del mundo. De hecho, las hormigas son uno de los insectos más habituales de los jardines, los patios y el campo.

Las hormigas son una de las plagas más habituales de las casas. Estos insectos también pueden invadir otros edificios donde puedan encontrar alimento, como restaurantes, hospitales o almacenes.

Hormigas rojas

Foto de hormigas rojas con pulgone

Las hormigas protegen a los pulgones que viven en las plantas de exterior y, en ocasiones, también en las plantas de interior. Estos insectos también protegen cochinillas y moscas blancas. Se produce una simbiosis entre las hormigas y los pulgones y cochinillas. Las hormigas obtienen de estas plagas el alimento azucarado a base de melaza, mientras que ellas reciben la protección de las hormigas contra los enemigos.

Sin embargo, en ocasiones, las hormigas también actúan de control porque se alimentan de otras plagas, como de orugas, escarabajos o termitas, tal es el caso de la carnívora hormiga roja (Formica rufa). Por otro lado, en la naturaleza, estos insectos son importantes recicladores de la materia orgánica, pues se alimentan también de insectos muertos y de cadáveres de otros animales más grandes. Además, las hormigas sirven para airear el suelo con la construcción de las galerías de sus hormigueros. Por ello, en la naturaleza, estos animales son beneficiosos.

Existen unas 20.000 especies de hormigas en todo el mundo. En las zonas tropicales, es donde hay un mayor número de especies de hormigas. Las especies de hormigas más importantes como plaga son: hormiga argentina (Iridomyrmex humilis), hormiga carpintera (Camponotus sp.), hormiga citronela (Acanthomyops claviger), hormiga de fuego (Solenopsis sp.), hormiga del pavimento (Tetramorium caespitum), etc. Muchas de estas plagas de hormigas son especies exóticas invasoras, como la hormiga argentina o la hormiga del pavimento.

* Más información: Tipos de hormigas caseras

¿Qué daños causan las hormigas?

En el interior de las casas, las hormigas se alimentan de los productos almacenados, como azúcar, sirope, miel, zumo de frutas, carne, etc. En el exterior, estos insectos se nutren de la melaza que pulgones y cochinillas producen. Esta sustancia que dichas plagas excretan contiene una gran cantidad de azúcar.

En América tropical, existen especies de hormigas que constituyen verdaderas plagas de las plantas por su capacidad de defoliar plantas enteras rápidamente. Este tipo de hormigas, las hormigas cortadoras de hojas, se alimentan del hongo que ellas mismas cultivan en el interior del hormiguero, proporcionándole trozos de hojas.

Sin embargo, las hormigas que hay en España no son ninguna de ellas plaga de plantas, ya que, como mucho, se alimentan y roban las semillas o pueden estropear algún capullo, pero sin causar daños más graves.

Como destruir una plaga de hormigas

Para mantener las hormigas bien alejadas de nuestra casa, tendremos que sellar las grietas que sirven de entrada a estos molestos insectos, sobre todo en la cocina y en la despensa donde guardemos alimento.

La respuesta a los tratamientos antihormigas depende de la especie de hormiga en cuestión. Por ello, antes de iniciar cualquier tratamiento antihormigas conviene saber frente a que hormiga debemos hacer frente.

La comida apetecible para las hormigas, como azúcar, miel o comida para mascotas tendremos que guardarla en recipientes herméticos.

También será importante para evitar la aparición de hormigas, limpiar bien el suelo cuando nos caiga un poco de comida. Tirar la basura diariamente será otra buena opción de prevención contra esta plaga.

Por otro lado, tendremos que buscar el nido donde estén instaladas hormigas. Si su hormiguero está situado en una maceta, basta con hacer un correcto tratamiento a base de insecticida antihormigas.

Además, conviene tener cuidado con las plantas que tengamos fuera de casa, porque constituyen una gran ayuda para hormigas si están parasitadas por pulgones y cochinillas.

Las hormigas se sirven de un invisible camino químico que contiene feromonas para encontrar el alimento una vez alguna de ellas lo ha descubierto. Borrar el camino de feromonas con insecticida de spray o con una esponja empapada en agua con jabón impedirá que más hormigas entren en casa. El chile en polvo o la canela son buenos repelentes antihormigas.

Son también plantas repelentes de hormigas, porque no les gusta su aroma, la lavanda, la menta, el tomilla, la calendula, el ajenjo, etc. El aroma del limón tambien les resulta desagradable a las hormigas.

Sin embargo, si queremos destruir toda la colonia de hormigas, deberemos usar cebos antihormigas, que contienen venenos, como ácido bórico, bórax y trióxido de arsénico. El efecto de estos cebos contra hormigas es más lento pero totalmente eficaz. Suele manifestarse hacia el séptimo día de su colocación.

* Ver más sobre: Moscas decapitadoras contra plagas de hormigas de fuego

Más información sobre plagas en el listado superior.

Otros artículos de interés

El contenido de este artículo es informativo. Le recordamos que la comercialización y tenencia de las especies animales exóticas están sujetos a la legislación de cada país.

© 1999-2017 Botanical-Online SL. Todos los derechos reservados.

Ver versión de móvil