Hazte fan en Facebook

LADRIDOS DEL PERRO

¿Por qué ladra el perro?

Significado de los ladridos del perro

El ladrido es la vocalización más habitual de nuestro amigo el perro pese a que a que posee un abundante repertorio de señales sonoras (aullidos, gemidos, gruñidos...).

Pese a que el perro no puede hablarnos en español, podemos interpretar sus deseos, intenciones o emociones si aprendemos a escucharlo y sabemos traducir el significado de sus ladridos.

Normalmente, el perro ladra al ponerse nervioso ante algo desconocido que ocurre en su entorno, como por ejemplo, cuando algún extraño entra en casa. Por ello, el ladrido es para el dueño una señal de un posible peligro.

El ladrido puede deberse a otras causas, como el juego o, simplemente, para atraer la atención de su dueño. En muchas ocasiones, sobre todo cuando el ladrido se debe a la presencia de extraños, es un gesto agresivo o desafiante. Cuando es agresivo, el ladrido se acompaña con otras actitudes, como puede ser su posición corporal (orejas erguidas y hacia adelante, cola levantada, cuerpo rígido, erizamiento de la piel del lomo, etc).

Sin embargo, un mismo perro suele realizar diversos tipos de ladridos dependiendo de la situación en la que se encuentre o de lo que desee expresar. En general, un tono bajo indica un estado más dominante o amenazante. En cambio, un tono alto nos sugiere lo contrario, es decir, inseguridad y miedo. Cuando un perro emite los sonios en distintos tonos, se encuentran emocionalmente en conflicto. Se siente inseguro y precisa de la dirección del dueño para sentirse seguro.

Si un perro tiene la cola amputada (muchas razas de perro exigen en su estándar que tengan la cola amputada, como el Rottweiler, el Doberman o el Cocker Spaniel), el perro no puede hacer señales con ella, por lo que se verá obligado a emitir ladridos más fuertes.

¿Por qué ladra el perro?

El perro desciende del lobo, animal que vive en el bosque. Este animal desarrolló un sistema complejo de mensajes sonoros porque entre la vegetación tupida del bosque la comunicación visual era complicada.

El ser humano ha empleado al perro desde hace muchos años como alarma ante posibles amenazas, ya que el perro sobre todo ladra ante la presencia de extraños. El mismo proceso de domesticación del perro y la selección de las razas por parte del hombre han contribuido a hacer un animal más ladrador que su pariente salvaje el lobo.

Otras señales sonoras del perro

- Aullido: El ladrido es la emisión sonora más habitual producida por un perro. Sin embargo, en ocasiones también puede aúllan en respuesta a sonidos fuertes como sirenas de ambulancia. Incluso nuestro canto le puede a nuestro perro despertar su instinto por aullar. Los perros también pueden aullar para expresar malestar, como por ejemplo, cuando se encuentran separados de sus dueños

- Gemido: Otra señal sonora que produce el perro es el gemido. El gemido se produce especialmente cuando es un cachorro con el objetivo de llamar la atención de su madre. Cuando el gemido proviene de un perro adulto, suele expresar dolor, miedo o alguna exigencia hacia sus amos.

- Gruñido: El gruñido es un tipo de señal que suele ser de tipo agresivo, excepto si aparece durante el juego. El gruñido puede ir dirigida tanto al hombre como a otros animales. No es conveniente provocar a un perro que gruñe porque tras el gruñido puede venir un ataque por parte del perro.

- Ver Cómo se comunican los perros

Más información sobre el lenguaje en los animales en el listado superior.

Otros artículos de interés

El contenido de este artículo es informativo. Le recordamos que la comercialización y tenencia de las especies animales exóticas están sujetos a la legislación de cada país.

© 1999-2017 Botanical-Online SL. Todos los derechos reservados.

Ver versión de móvil