Hazte fan en Facebook

Problemas de comportamiento en los loros

Cómo evitar problemas de comportamiento en loros

¿Por qué los loros pueden tener problemas de comportamiento en cautividad?

Las psitácidas o, loros en el lenguaje popular, son animales extremadamente complejos en cuanto a comportamientos, que muestran un elevado grado de inteligencia, junto con una gran sociabilidad.

La falta de estímulos ambientales adecuados, la soledad, unido con el estrés puede hacer que aparezcan problemas de comportamiento.

Los loros y, en general, los animales gregarios o que viven en grupo, porque son sociables, dedican mucho tiempo del día a a las interacciones sociales entre los miembros de su grupo pero como el resto de animales a tareas como la búsqueda de alimento, y al acicalamiento o cuidado del cuerpo. En cautividad, estas dos primeras necesidades vitales no pueden ser siempre bien satisfechas, lo que se traduce para algunos animales más sensibles en problemas de comportamiento.

cacatua

Foto de cacatúa de moño amarillo
(Cacatúa galerita)

Cuando un loro siente estrés de forma prolongada en el tiempo, puede manifestarlo en la conducta de picaje. El ave llega a arrancarse las plumas por un sobreacicalamiento de su plumaje

Cuando el loro se siente estresado, lo suele canalizar con un exceso de acicalamiento, lo que también entraña problemas de comportamiento.

Delante de factores estresantes importantes, como falta de estímulos sociales o aislamiento, la ansiedad por separación y la falta de control del entorno en el que viven las aves, adoptan una respuesta normal y necesaria de estrés, la misma que llevan a cabo para adaptarse en la naturaleza y sobrevivir.

Pero si los estímulos estresantes persisten, algo habitual desgraciadamente en el cautiverio, es cuando aparece la dificultad para adaptarse adecuadamente a su entorno. El proceso termina en forma de aparición de conductas anormales cuando al organismo de dichos animales estresados se le agota sus recursos para hacer frente al estrés.

Las estereotipias, concretamente, para el caso de las psitácidas, se cree que se dan porque los animales en cautividad no pueden llevar a cabo su comportamiento natural de buscar comida o porque carece su ambiente de suficientes estímulos, acompañado con un espacio reducido para dichos animales.

* Ver más sobre: Estereotipias en animales

¿Qué comportamientos son anormales en los loros?

- Picaje: En los loros el problema de comportamiento más frecuente es el picaje o, en inglés, el "Feather Destructive Behavior" (FDB). Se da cuando el ave se acicala mucho el plumaje, arrancándose incluso las plumas. Este problema es más frecuente en yacos y cacatúas, aunque también puede manifestarse en muchas especies de loros.

- Estereotipias: Las estereotipias son otro problema frecuente de comportamiento en las psitácidas. De forma general, las estereotipias son todos aquellos comportamientos que el animal los manifiesta de forma repetitiva y sin utilidad aparente. Los loros suelen manifestar estereotipias orales, haciendo movimientos de masticación sin comida o con la manipulación de comida mediante el pico, o bien locomotores, cuando el animal se desplaza de delante hacia atrás a través de la percha contínuamente, en lo que se conoce como paseos estereotipados, entre otros tipos.

- Automutilacion: Las cacatúas y las amazonas son muy sensibles a este problema. Los loros que se automutilan lo suelen hacer en la zona del pecho, aunque también lo pueden hacer de los pies. Este problema deja heridas en el animal que pueden infectarse.

- Otros problemas: Comportamiento destructivo, gritos excesivos, agresividad extrema son otros problemas de comportamiento de los loros que deben ser tratados, porque indican que el animal no se siente bien y por las molestias que supone para el dueño.

* Información relacionada: Estereotipias en los loros / Problemas de comportamiento de los en animales

¿Cómo se sabe qué comportamientos son anormales en una determinada especie animal?

Para saber que comportamientos son inherentes a una determinada especie animal, El especialista en conducta animal o etólogo realiza un etograma, que no es más que una lista completa, con su descripción, de todos los comportamientos que muestra la especie animal estudiada, surgidos a lo largo de la evolución y como adaptación al medio.

Los comportamientos anormales se escapan de la lista de comportamientos naturales registrados en el etograma. Esta técnica se emplea tanto para saber que comportamientos son anormales en un animal de granja y medir el grado de bienestar animal de los animales criados en explotación, como en los animales de compañía o en animales salvajes mantenidos, con el mismo objetivo.

El etograma se utiliza especialmente para aquellas especies animales con mantenimiento en cautividad complicado, en las que se suelen dar problemas de comportamiento, como las psitácidas, los primates o los osos, entre otros carnívoros.

¿Cómo evitar los problemas de comportamiento en los loros?

La falta de estímulos sociales o aislamiento, la ansiedad por separación y la falta de control del entorno son algunos de los factores más importantes a la hora de manifestarse el picaje en estas aves sociales y muy inteligentes, aunque otros factores estresantes pueden llevar a la aparición de problemas de comportamiento.

Foto de menú para guacamayos

Un menú ideal para un guacamayo debe contener fruta, frutos secos, hortalizas...

- Vigilar la alimentación: Una alimentación equilibrada y lo más parecida a la que tiene el animal en estado salvaje ayuda a reducir el estrés en las aves mantenidas en cautividad y los posibles trastornos de conducta.

- Cuidar las relaciones afectivas: El animal debe tener contacto preferiblemente con otros loros o potenciar el contacto con el dueño en caso de mantenerse el loro en solitario.

- Proporcionar distracciones: Aplicando lo que se conoce como enriquecimiento ambiental, se debería optar por ofrecerle a la mascota diferentes juguetes comprados o caseros, para que pueda llevar a cabo su conducta natural de forrajeo o de búsqueda de comida. Proporcionar cuerdas y perchas para un mayor aprovechamiento de toda la superficie de la jaula.

- Jaula de buenas dimensiones: No existe tamaño máximo para el bienestar de un loro. De hecho, cuanto mayor sea la jaula mejor, aunque sí que no debe ser más pequeña que la envergadura de sus alas.

* Ver más sobre: Comportamientos normales de los loros / Etología animal

Más información sobre los loros en el listado superior.

Otros artículos de interés

El contenido de este artículo es informativo. Le recordamos que la comercialización y tenencia de las especies animales exóticas están sujetos a la legislación de cada país.

© 1999-2017 Botanical-Online SL. Todos los derechos reservados.

Ver versión de móvil