Revista de Plantas de Botanical-online

Alimentos ricos en hierro

Métodos de tratamiento del cáncer de piel

(Cómo se puede tratar el cáncer de piel)

EL DIAGNÓSTICO PRECOZ, LA MEJOR OPCIÓN PARA SUPERAR UN CÁNCER.


Un diagnostico precoz, puede ayudar a salvar una vida
, sobretodo en cánceres de rápida evolución y fácil expansión hacia los órganos vitales del cuerpo. Para realizar un diagnostico precoz, debemos realizar un control y una vigilancia constante y exhaustiva.



* Más información sobre:

- Factores de riesgo del cáncer de piel

- Prevención del cáncer de piel

¿Cuándo iniciar el tratamiento para el cáncer de piel?

El tratamiento del cáncer de piel, debe iniciarse inmediatamente después de su diagnostico (a poder ser, en diagnostico precoz), para poder frenar su evolución lo antes posible y por lo tanto, evitar que empeore. En función del tipo de cáncer, se aplica un u otro tratamiento:

Terapias superficiales, cirugías poco invasivas y con pocos efectos adversos

Existen cuatro métodos poco invasivos, que habitualmente son más empleados para los no melanomas superficiales, lesiones precancerosas o tumoraciones benignas. También se suelen utilizar estos métodos, cuando la tumoración maligna reside en una zona muy complicada de acceso, con muy poco o sin margen de error posible para su extirpación.

Son unos sistemas mucho menos invasivos que la extirpación, aunque pueden no resultar del todo efectivos, ya que no podemos extraer tan profundamente la tumoración y podría volver a aparecer.

Raspado y cauterización

El raspado y posterior quemado con un cauterizador, por ejemplo, es otra opción mucho menos invasiva, que también elimina las células cancerígenas, ya que primero las raspa y luego las quema y elimina con el cauterizador.

Crioterapia

La congelación con nitrógeno liquido (crioterapia), es otra manera de quemar protuberancias, posteriormente a su aplicación, mueren congeladas y caen como una piel muerta, generando una crosta por el quemado y una pequeña herida.

Terapia fotodinámica

La terapia fotodinámica o cirugía por láser, se utiliza para el cáncer no melanoma de tipo carcinoma basal u otras tumoraciones muy superficiales de carcinoma escamoso. Es un fármaco de uso tópico que se aplica directamente en la tumoración (como una crema), pero con efecto fotosensibilizador.

Las células cancerígenas absorben ésta sustancia, luego se irradian con un láser que las destruye. Es un tratamiento que no deja ni marcas, ni cicatriz yes efectivo para este tipo de cáncer hasta en un altísimo 95%.

Cirugía de Mohs

Existe un tipo de cirugía, llamada "cirugía de Mohs". Se utiliza sobretodo en casos de cáncer no melanoma de carcinoma basal pero con afectación facial, muy visible o en áreas criticas: tipo en los ojos, en la nariz, en la frente, en las orejas, en la superficies de la cabeza, el los genitales,... donde la parte de tejido sano eliminado es menor que la extraída con la cirugía tradicional, ya que se va visualizando con un microscopio que las células que se retiran solamente son las malignas, evitando extirpar células de más, que son sanas.

Se elige esta técnica menos invasiva, porque la estética final puede condicionar mucho la calidad de vida de la persona. Su índice de efectividad contra este tipo de cáncer es alto. Aunque debemos tener en cuenta que este tipo de cirugía, deja menor margen de error, con lo cual, puede existir la posibilidad de que reaparezca la proliferación celular maligna, por no eliminar algunas células que inicialmente en el momento de la cirugía no presentaban signos de ser malignas, pero pueden degenerar posteriormente hasta serlo.

Cirugía invasiva

Es el procedimiento más utilizado, sobretodo en caso de melanoma y también en casos de cáncer no melanoma pero con afectación de los ganglios linfáticos.

La metodología utilizada es extirpar las células cancerígenas de la piel, siempre en medida de lo posible, en función de su ubicación, profundidad, tamaño,... pero además, y por precaución, también se genera un margen de error, al eliminar una parte de piel sana, la cual rodeaba la tumoración. Asegurándose así de haber eliminado todas las células malignas por completo, intentando evitar que pueda reaparecer el cáncer.

Como sucede en todas las extirpaciones, a veces, se puede generar un "vacío" considerable (en función del tamaño del tumor), y es necesario realizar un pequeño trasplante de piel de otro lugar del cuerpo e injertarlo en la zona donde se ha extirpado el tumor y se ha generado un "agujero", para poder cubrirlo, dejando la menor evidencia posible de la existencia de éste y de su posterior intervención y extirpación.

Terapias invasivas y con efectos adversos importantes

Cuando los melanomas tienen un tamaño considerablemente grande, además de la cirugía de extirpación, se suele tener que combinar el tratamiento con inmunoterapia, radioterapia o quimioterapia.

Inmunoterapia

Inmunoterapia

Se realiza sobretodo después de una operación de extirpación de un melanoma o un no melanoma con afectación de los ganglios linfáticos.

Este tratamiento se realiza mediante la ingesta de una serie de fármacos inyectables (como por ejemplo el Interferón) con un efecto estimulante en la secreción de sustancias en las células protectoras de nuestro organismo, que refuerza y aumenta las defensas de nuestro cuerpo y por lo tanto, mejora su respuesta inmunitaria contra las agresiones externas, como los tumores y las infecciones y otras afectaciones. Disminuye el riesgo de metástasis.

...Seguir leyendo sobre la radioterapia-quimioterapia contra el cancer

Más información sobre el cáncer de piel y su tratamiento natural.

Otros artículos de interés

El material que aquí se trabaja tiene carácter informativo. En caso de duda, consúltese con el facultativo.
"Botanical-online" no se hace responsable de los perjuicios ocasionados por la automedicación.

© 1999-2017 Botanical-Online SL. Todos los derechos reservados.

Ver versión de móvil