indice
iniciodiccionariorevista gratuitacursosforobibliografiarecomendar

 

REVISTA DE PLANTAS

 

REMEDIOS CASEROS

remedios curativos

 

 

 

 

 


CÓMO EVITAR LA GRIPE


Consejos para prevenir o tratar la gripe







¿ Cómo se propaga la gripe?

La gripe se produce cuando nuestras defensas no son capaces de vencer los virus con los que se enfrenta nuestro organismo.

 

¿ Se puede prevenir el contagio de la gripe?

No existe tratamiento médico específico para esta enfermedad y aquellos medicamentos que se utilizan van destinados a aliviar los síntomas de la misma.

Por lo tanto, aumentar las defensas y evitar en lo máximo posible la infección vírica son los dos métodos más adecuados para prevenir las gripe. Los consejos siguientes se mueven en una de las dos líneas mencionadas:

 

PRINCIPALES MANERAS DE EVITAR EL CONTAGIO DE LA GRIPE

- Mantener una buena higiene de las manos: El contacto de las manos con la boca, la nariz o los ojos constituye una de las formas más probables de contagio. Igualmente este se produce de una manera directa o a través de los alimentos que comemos. Un lavado adecuado con agua y jabón antes de manipular los alimentos y antes de comer es una buena manera de evitar que los microorganismos penetren en nuestro cuerpo. Este consejo se hace especialmente necesario siempre que se vuelve a casa, especialmente cuando se vive en las grandes ciudades y las situaciones de contagio son más probables
( tocar pasamanos de escaleras, pomos de las puertas, agarraderos en los metros o autobuses, teléfonos etc.)

- Evitar aquellos espacios cerrados donde haya mucha gente: En estos sitios el peligro de contagio es mucho más grande. Así por ejemplo, andar a pie al trabajo siempre que sea posible, en vez de coger el autobús o el metro, evitar los grandes almacenes, las aglomeraciones de gente, etc., es una buena manera de protegerse contra el resfriado. En los niños pequeños la asistencia a guarderías es una de las causas que produce el contagio. Cuantos menos niños tenga la guardería menores serán las probabilidades de enfermar .

- Ventilar nuestras habitaciones: Aunque dispongamos de calefacción, un cuarto de hora de ventilación de las estancias de nuestra casa es imprescindible para airearla y hacer que los microorganismos no se concentren.

- No abusar de los antibióticos: El uso excesivo de antibióticos hace que que los microorganismos se hagan resistentes a la medicación y resulte más difícil eliminarlos. Nunca deberemos automedicarnos. Además el uso de antibióticos no resulta indicado para el tratamiento de la excepto con enfermos de riesgo y en los casos en que se producen complicaciones como bronquitis, neumonía o sinusitis.

- Cuidar la alimentación : Una alimentación adecuada, rica en alimentos vegetales naturales, resulta imprescindible para mantener nuestro organismo con un sistema inmune en buen estado que permita vencer a los microorganismos.

- Mantener el grado de humedad ambiental adecuado: Un ambiente reseco en las mucosas respiratorias es la mejor manera de proporcionar el lugar adecuado para el desarrollo de los microorganismos. El uso de humidificadores o vaporizadores durante el invierno, especialmente en lugares con calefacción, es una buena manera de aumentar la humedad ambiental y evitar que las fosas nasales se resequen. Otra buena manera de mantener mejor la humedad es ingerir abundante cantidad de líquidos, en forma de agua o en forma de zumos o líquidos vegetales, especialmente aquellos que sean ricos en vitamina C o en antioxidantes.

- Abandonar el hábito de fumar: El tabaco facilita la aparición de la gripe al disminuir las defensas del organismo. Numerosos estudios han demostrado que los fumadores tienen el doble de posibilidades respecto a aquellos que no fuman. De igual manera aquellos que no son fumadores debería evitar aquellos lugares donde se permita fumar,dado que el fumador pasivo también tiene más probabilidades de contagiarse.

- Dejar descansar el cuerpo: El cuerpo necesita toda su fuerza para combatir la enfermedad, por lo tanto la gripe requiere descanso en la cama.

- Reducir el estrés: La tensión, el nerviosismo, la falta de tranquilidad personal son factores que posibilitan la aparición de la o que retardan su curación al mermar las defensas del organismo. Una actitud más positiva permitirá incrementar las defensas y favorecer una más pronta recuperación.

- La fiebre es necesaria: La fiebre es un recurso que tiene el organismo para impedir que los virus se reproduzcan con facilidad. Una fiebre que no supere los 38 º C no debe tratarse con antitérmicos. De igual manera el sudor es necesario para disminuir la temperatura corporal y que esta no suba demasiado. Es normal sudar cuando se tiene gripe.

- La tos es necesaria: La tos es un recurso que tiene el organismo para expulsar microorganismo. No se debe eliminar la tos por completo. Solamente debe tratarse cuando es excesiva o cuando no deja dormir por la noches.

Más información sobre la gripe y su tratamiento natural en el listado superior

Información relacionada: Vacuna contra la gripe, gripe porcina, resfriado

 

El material que aquí se trabaja tiene un carácter informativo. En caso de duda consúltese con el facultativo.
" Botanical" no se hace responsable de los perjuicios ocasionados por la automedicación.


www.botanical-online.com



El mundo de las Plantas

©1999-2014 Botanical-online SL.Todos los derechos reservados. Política de uso

Diseño:

dibujosparapintar.com