Revista de Plantas de Botanical-online

Alimentos ricos en hierro

Cáncer de médula ósea

Como afecta el cáncer a las diferentes células sanguíneas de la medula ósea

¿Qué es la médula ósea?

La medula ósea es un tejido esponjoso que encontramos en el interior de algunos huesos de nuestro cuerpo. Puede ser de dos coloraciones distintas: una es rojiza porque es donde se fabrican (hematopoyesis) y almacenan las células sanguíneas como los glóbulos rojos, la otra es de un color amarillento, porque contiene sustancias grasas.

Células de la médula ósea

En la medula ósea roja encontramos las células madre, es decir, células que todavía son inmaduras y que se emplean para fabricar tres tipos de células maduras diferentes:

  • Los leucocitos, más comúnmente conocidos como glóbulos blancos, son nuestras defensas contra infecciones de patógenos externos.


  • Las plaquetas, que son las responsables de la coagulación sanguínea cuando sufrimos una herida o corte, para frenar la hemorragia.


  • Los glóbulos rojos, hematíes o eritrocitos, que transportan el oxigeno por la sangre hasta los órganos de nuestro cuerpo.

Cáncer y medula ósea

Cuando existe un cáncer a nivel de la medula ósea, como una leucemia, las células que ésta contiene no resultan funcionales. Puede ser por diferentes motivos y tipologías.

Por ejemplo, en caso de una leucemia aguda, porque las células (leucocitos) son inmaduras y en caso de una leucemia crónica, si son maduras pero son anormales. En ambos casos, al no poder cumplir con sus funciones, nuestro cuerpo empieza a manifestar síntomas en cadena del fallo funcional.

Los leucocitos inmaduros o anormales, son de rápida replicación y tienen un mayor tamaño, impidiendo que los leucocitos normales se repliquen y maduren. Este suceso supone un descenso de la cantidad de leucocitos funcionales en nuestro cuerpo y por lo tanto, una “bajada de las defensas” y un aumento del riesgo de infecciones.

Las células cancerígenas perturban la correcta producción de las otras células sanas que se fabrican en la médula ósea, pudiendo ocasionar por ejemplo, problemas de anemia si disminuyen los niveles de glóbulos rojos, o facilidad para las hemorragias y los hematomas por una plaquetopénia, si disminuyen los niveles de plaquetas.

Cómo afecta el cáncer a las diferentes células sanguíneas de la medula ósea

Cuando enferma la medula ósea por un cáncer tipo leucemia, aparece un aumento desmesurado en la producción de leucocitos, los cuales no resultan ser funcionales e interfieren en la correcta formación de otras células, que residen en la medula ósea, como las plaquetas y los hematíes.

Todas las células que se deben fabricar y producir en la medula ósea, se ven afectadas negativamente y pueden ocasionar, un aumento del riesgo de infecciones por deficiencia de defensas en el sistema inmunológico (leucocitos), un cúmulo de linfa en forma de edemas por afectación del sistema linfático, un aumento de la aparición de hemorragias por falta de coagulación (plaquetas) y evidentemente, anemias y falta de oxigenación en órganos y tejidos (hematíes).

Uno de los tratamientos más utilizados en cáncer es la quimioterapia, este tratamiento afecta a todas la células que se encuentran dentro de la medula ósea, disminuyendo su cantidad y por lo tanto, disminuyendo su acción y eficacia.

Motivo por el cual, resulta de gran importancia realizar una prevención contra posibles infecciones, hemorragias y anemias, ya que su aparición es más probable cuando existe esta patología.

punto rojoMás información sobre la leucemia.

Otros artículos de interés

El material que aquí se trabaja tiene carácter informativo. En caso de duda, consúltese con el facultativo.
"Botanical-online" no se hace responsable de los perjuicios ocasionados por la automedicación.

© 1999-2017 Botanical-Online SL. Todos los derechos reservados.

Ver versión de móvil