Dónde vive el lobo

Hábitat del lobo

El lobo es el animal terrestre que vive en más zonas del mundo

El lobo es seguramente, después del ser humano, el mamífero terrestre con una mayor área de distribución. De forma original, este cánido salvaje vivía en una extensa región del hemisferio norte, ocupando la parte superior del mismo, lo que incluía el continente norteamericano (Canadá, Estados Unidos y México), así como Europa y Asia (salvo el sudeste asiático), el norte de África, la Península Arábiga y hasta el Japón. Solo la mitad norte de África, sin contar el extremo norte, que sí estaba ocupado por el lobo, y la parte de América Central y la zona septentrional de América del Sur quedaron libres del lobo.

dibujo de lobo

Dibujo de lobo

El gran poder de adaptación del lobo le hn permitido colonizar casi todos los hábitats y grandes zonas del planeta

Su gran poder de adaptación le ha permitido ocupar todos los ambientes terrestres del planeta, si excluimos las selvas tropicales y los desiertos, salvo el lobo árabe (Canis lupus arabs) y el lobo indio (Canis lupus pallipes), que también ocupa ambientes áridos.

El lobo es un animal con un gran poder de adaptación a las diferentes condiciones ecológicos y es capaz de vivir en las situaciones más extremas. También tiene una notable capacidad de dispersión. Todo ello le hace a este cánido ser capaz de ocupar una gran diversidad de hábitats. Este depredador vive tanto en los ambientes abiertos como estepas asiáticas y tundras árticas, como en los bosques temperados más espesos.

La gran diversidad de ambientes y de lugares en los que vive el lobo ha creado una gran diversidad de razas o subespecies.

* Información relacionada: Razas de lobos

¿Dónde vive el lobo?

De todo el gran territorio disponible antaño para este magnífico depredador, que gran parte del hemisferio norte, ahora solo le queda apenas Canadá y Alaska y pequeños reductos en Europa (salvo las antiguas repúblicas soviéticas, como Bielorusia o Ucrania, donde es más abundante), Asia o México. En otros lugares este animal ha corrido peor suerte todavía y se ha extinguido, como en Reino Unido, Irlanda o el Japón.

Actualmente, el lobo vive allí donde consigue escapar de la presión del ser humano, que en muchas ocasiones le da muerte, y también donde el el ambiente le consiga proporcionar al lobo las presas necesarias para su supervivencia. Otro factor que condiciona que un hábitat sea bueno para el lobo o no, además de la densidad de presas y la alteración antrópica, es la dimensión del territorio disponible para el lobo.

El lobo en Europa

En la Península Ibérica (España y Portugal), sobre todo se encuentran las poblaciones de este animal en el noroeste, en zonas como Galicia y norte de Portugal; en el norte de España, en regiones como Castilla La Mancha, Asturias o Cantabria y en zonas aisladas de Andalucía, como Sierra Morena, pero especialmente aquí se encuentra amenazado el lobo.

Mapa de distribución del lobo ibérico, Canis lupus signtatus (Península Ibérica)

El lobo en España se encuentra distribuido en la mitad norte, salvo la parte este, en forma de pequeñas poblaciones y también hay algunos relictos en las sierras de la zona sur de la península

Países de Europa del Este como Rumanía, Polonia o Bulgaria mantienen poblaciones importantes de lobos, así como los países balcánicos, como Albania, Macedonia o Bosnia. Finlandia es el último reducto de lobos en Escandinavia, pero también aquí está amenazado. Rusia es uno de los países del mundo, junto con Canadá, en los que hay más lobos.

Para el caso de los países de la Europa del Este como Rumanía o Polonia, uno de los motivos que explican las poblaciones importantes de este mamífero carnívoro que albergan son las expansiones desde la Rusia europea, debido a que hay grandes zonas despobladas con muchos lobos.

* Ver más sobre: Lobo en España / Lobo en Francia

El lobo en América

Antes de la llegada del hombre blanco en América, el lobo se distribuía ampliamente a lo largo de toda la zona oeste de los Estados Unidos. En aquel entonces abundaba una gran diversidad de presas potenciales para el este depredador: bisontes, alces, ciervos de Virgina y otros ungulados salvajes. Tras la llegada de los europeos, no solo se extinguió el lobo en los Estados Unidos, también desapareció de lo que correspondería a la parte sur de Canadá.

Sin embargo, desde mitades del siglo XX, el abandono progresivo de las zonas rurales y la recuperación de las poblaciones de sus presas, permitieron que este depredador recolonizase el territorio perdido correspondiente a la zona de Canadá.

En México, las poblaciones de lobos están muy amenazadas, aunque hay tímidos intentos de recuperación, encontrándose algunos ejemplares en el norte de México, en estados como Sonora o Chihuahua.

¿Por qué el lobo evita al hombre?

El lobo no es una especie estrictamente forestal, pero en Europa este animal suele encontrarse en zonas forestales, porque son las que acostumbran a reunir los criterios antes mencionados de idoneidad, como la disponibilidad de presas y la baja antropización del medio.

Las zonas donde hay una interacción humana a la que el lobo no acepta suelen coincidir con tasas de mortalidad insostenibles para este carnívoro.

El lobo compite por los recursos alimenticios con el hombre, por lo que ha optado por evitarlo, dada la superioridad adaptativa de su competidor humano

Aunque este cánido tampoco habita necesariamente en zonas montañosas, suele encontrarse en estos ambientes, para escapar del acoso del hombre, ya que acostumbran a tener menos población humana.

El lobo en Italia, por ejemplo, se encuentra en los Montes Apeninos, que recorren el país transalpino de Norte a Sur y en los Alpes.

Por los motivos que antes mencionabamos, la franja meridional de toda su área de distribución es la que presenta unas poblaciones de Canis lupus más fragmentadas y es, a su vez, la zona del planeta que se ha visto más sometida a la acción humana que si la comparamos con las regiones septentrionales, que están, en beneficio del lobo, menos pobladas.

Amenazas para el lobo

La actividad depredadora del lobo entra en competición en muchos casos con la del ser humano, por tratarse de un superdepredador. Este bello animal da caza en ocasiones al ganado para intentar sobrevivir en un entorno donde sus presas naturales cada vez escasean más.

Además, sus principales presas, los ungulados salvajes, como el ciervo, el corzo o el gamo, están en competencia directa con el sector cinegético, el cual ve al lobo como uno de sus mayores enemigos

En tiempos pretéritos ha habido fuertes campañas de erradicación que todavía siguen asolando al lobo en algunas zonas de su área de distribución.

Recuperación del lobo

Gracias a la capacidad de dispersión y recolonización de este animal y de las medidas de protección por parte del hombre, el lobo ha experimentado cierta recuperación en los últimos años. En América del Norte, por ejemplo, siguiendo las Montañas Rocosas, se ha establecido de forma natural en el estado de Minnesota, al norte de los Estados Unidos, probablemente a partir de lobos del Canadá, país limítrofe.

En la Península Ibérica, empiezan también a recuperarse sus poblaciones, así como en Italia, desde donde ha colonizado Francia, en la zona contigua con Italia, el famoso Parque Natural del Mercantour.

Desde mitades del siglo XX, vienen siendo documentadas en Finlandia llegadas continuas de ejemplares de lobos provenientes de la Karelia rusa, región que se encuentra limítrofe con el país escandinavo.

* Información relacionada: Dónde viven los animales / Hábitat de los animales

Más información sobre otros animales salvajes en el listado superior.

Otros artículos de interés

Hazte fan en Facebook
Hazte fan en Facebook

El contenido de este artículo es informativo. Le recordamos que la comercialización y tenencia de las especies animales exóticas están sujetos a la legislación de cada país.