TIPOS DE PROTOZOOS PARÁSITOS

¿Que son los protozoos?

Los protozoos son unos seres microscópicos (que no se ven a simple vista), formados por una única célula (unicelulares), eucariotas (como los animales y las plantas), heterótrofos, porque tienen que alimentarse de otros seres vivos para subsistir.

Los protozoos pertenecen al reino de los protistas o protoctistas, pues no son ni plantas (reino vegetalia) ni animales (reino animalia).

Imagen de protozoo parásito de animales

Sin embargo, comparten características con las plantas y con los animales. Ello se debe a que, pese a ser organismos heterótrofos como los animales y alimentarse por ingestión, nunca forman una blástula (o estado temprano del desarrollo embrionario de los animales) durante su desarrollo embrionario. Con las plantas, comparten la característica de poseer el mismo tipo de célula, llamada eucariota, presenta núcleo y organelos definidos por endomembranas, célula distinta a la célula procariota, la típica de las bacterias.

Estos seres diminutos viven en ambientes húmedos o directamente en medios acuáticos, tanto en aguas saladas como en aguas dulces. También pueden ser parásitos.

* Información relacionada: Características de los protozoos / Diferencias entre los animales y las plantas / Alimentación de los animales

¿Qué protozoos parásitos pueden tener el perro y el gato?

Son muchos los protozoos que pueden parasitar a los carnívoros domésticos, como el perro y el gato, en Europa.

Los principales protozoos intestinales de los animales de compañía son los protozoos flagelados de los géneros Giardia y Tritrichomonas y los coccidios de los géneros Isospora, Neospora, Toxoplasma, Cryptosporidium y Sarcoscystis.

El protozoo flagelado de la especie Giardia intestinalis parasita un gran número de mamíferos, entre ellos el gato y el perro, así como el ser humano. Sin embargo, las distintas cepas o variantes de estas especie de parásito protozoario presentan distinta especificidad a un huésped en concreto, siendo distintas las cepas para el perro, para el gato y para el hombre, aunque existen otras cepas de Giardia intestinalis que parasitan tanto a las mascotas como al ser humano.

Tritrichomonas foetus, el otro protozoo flagelado parásito del perro y del gato, causa diarreas en el gato y en el resto de felinos. Aunque es una especie que parasita habitualmente a los animales felinos, así como a la vaca, cabra, oveja y cerdo, también puede encontrarse en el perro e incluso en el ser humano.

Entre los distintos tipos de coccidios, aquellos protozoos coccidios que pertenecen al género Isospora muestran una gran especificidad de huésped. De este modo, son parásitos del perro los coccidios de las especies Isospora canis, Isospora ohioensis, Isospora burrowsi e Isospora neorivolta. En cambio, Isospora felina e Isospora rivolta son especies de protozoos parásitos propias del gato.

Para la especie de coccidio Toxoplasma gondii, sólo actúa como huésped definitivo el gato y otros felinos, ya que los mamíferos y las aves también pueden verse parasitadas por este microorganismo patógeno, pero cumplen el papel de huésped intermediario (es decir, en ellos no hay reproducción sexual).

Neospora caninum tiene como huésped definitivo el perro, pero también los cánidos salvajes como el lobo. Los ungulados domésticos, como los bóvidos actúan como huésped intermediario de este parásito, siendo causa de aborto, especialmente en la vaca.

Varias especies del género Sarcocystis parasitan al gato y al perro, siendo estos los huéspedes definitivos del parásito.

Cryptosporidium parvum es un parásito de los rumiantes jóvenes y de otros mamíferos, como el hombre y, en ocasiones, el perro y el gato, aunque la especie habitual de coccidio de este género para el perro es Cryptosporidium canis y para el gato, Cryptosporidium felis.

¿Qué especies de protozoos parásitos del perro y del gato pueden contagiarse al hombre?

Varios protozoos intestinales causan enfermedades importantes, las llamadas zoonosis (enfermedades que se transmiten de los animales al hombre), como Giardia intestinalis, que causa la enfermedad parasitaria conocida como giardiosis, Toxoplasma gondii, que causa toxoplasmosis, enfermedad parasitaria típica del gato, pero que también puede contagiarse al ser humano o al perro o Cryptosporidium sp., responsable de causar criptosporidiosis.

* Ver más sobre: Protozoos parásitos en perros y gatos / Prevención y tratamiento de los protozoos parásitos

Más información sobre los protozoos en el listado superior.

Otros artículos de interés

Hazte fan en Facebook
Hazte fan en Facebook

El contenido de este artículo es informativo. Le recordamos que la comercialización y tenencia de las especies animales exóticas están sujetos a la legislación de cada país.