TRATAMIENTO DE QUIMIOTERAPIA EN CANCER DE ESTOMAGO

La quimioterapia en el cáncer de estomago

La quimioterapia es un tratamiento que en vez de utilizar radiaciones, hace uso de fármacos a nivel intravenoso (a nivel sanguíneo), con lo cual, su aplicación ya no es focalizada, sino que es sistémica (abarca y afecta a todo el organismo).

Al igual que la radioterapia, lo debe pautar un médico especialista y se suele utilizar para tratar la sintomatología de muchos tipos diversos de cánceres.

¿Cuando se suele emplear quimioterapia?

Se suele combinar con otros tratamientos, como por ejemplo, después de una cirugía de extirpación del cáncer, para asegurar que todas las células malignas han sido erradicadas, en combinación con la radioterapia y también cuando la extirpación del tumor maligno no resulta posible (para reducir el tamaño del tumor y quizás, poder extirparlo) o cuando el diagnostico del cáncer implica metástasis, no para curarlo, sino como un tratamiento paliativo de los síntomas que presenta el paciente.

¿Cómo actúa la quimioterapia?

La quimioterapia es una técnica que destruye las células que se multiplican o reproducen de forma “rápida”. Con lo cual, destruye tanto las células cancerígenas, como las que son benignas pero de rápida multiplicación.

Como su aplicación es sistémica, su afectación a nivel de nuestro organismo es mayor, resultando positivo a nivel de destruir las células cancerígenas y evitar su proliferación, pero resultando negativo a nivel de aquellas células que no son cancerígenas, ya que también sufren daños y son eliminadas.

Motivo por el cual, requiere de periodos de “descanso de tratamiento” para que el paciente pueda recuperarse y seguir tolerándolo. Inicialmente no requiere de hospitalización del paciente, pero si éste se debilita mucho es probable que sí se deba ingresar.

Ventajas y desventajas de la radioterapia

Este tratamiento no genera quemaduras a nivel de los tejidos, como sucede con las radiaciones, pero si presenta síntomas de nauseas, vómitos, diarreas y astenia, además de otros, causados por los efectos secundarios del medicamento administrado, como la destrucción de todas aquellas células, cuya multiplicación y reproducción sea “rápida”, que se manifiestan como una capacidad de coagulación de la sangre y de oxigenación disminuidas, una importante reducción de las defensas (aumento y susceptibilidad frente una infección), la perdida del pelo y una afectación grave de la mucosa digestiva (des de la boca, hasta el recto), cambios en el sabor de los alimentos, etc.

¿Cómo combatir los síntomas de la quimioterapia?

Mediante una alimentación adecuada e incluso mediante suplementos nutricionales si resulta necesario, estas circunstancias se pueden mejorar y disminuir. Si aún y así no resulta posible, el medico especialista puede administrar algunos fármacos que produzcan el mismo efecto. Por lo que hace referencia a la astenia, es recomendable que el paciente intercale momentos de descanso y de actividad, evitando realizar una vida sedentaria. Durante los periodos de descanso, toda esta sintomatología disminuye considerablemente.

Tanto a nivel de la radioterapia como de la quimioterapia, se están investigando nuevas técnicas de administración para mejorar su efectividad, como por ejemplo, aplicarla directamente mientras se realiza la cirugía de extirpación (radioterapia) o a nivel intraperitoneal (quimioterapia).

Más información sobre la alimentación en quimioterapia:

- Pautas de alimentación durante la quimioterapia

- Recomendaciones alimentación y liquido durante la quimioterapia

- ¿Qué proteínas comer durante la quimioterapia?

- ¿Qué carbohidratos comer durante la quimioterapia?

- ¿Qué grasas comer durante la quimioterapia?
- ¿Qué vitaminas y minerales aportar durante la quimioterapia?

- Propuesta de menú para la quimioterapia

- Dieta para la quimioterapia.

Más información sobre el cáncer gástrico.

Otros artículos de interés

El material que aquí se trabaja tiene carácter informativo. En caso de duda, consúltese con el facultativo.
"Botanical-online" no se hace responsable de los perjuicios ocasionados por la automedicación.