Causa de la impotencia sexual masculina

Este artículo ha sido avalado por Iolanda Miró i Vinaixa - Licenciada en Medicina y Cirugía

Tratamiento de los problemas de erección

¿Qué es la impotencia sexual o disfunción eréctil?

La ausencia de erección, conocida como impotencia sexual o disfunción eréctil, se define como la imposibilidad de conseguir o mantener una erección firme que permita una relación sexual satisfactoria.

Aparato sexual masculino

Dibujo de aparato genital masculino. La flecha azul señala el cuerpo cavernoso que debe llenarse de sangre para que el pene se ponga erecto.

¿Cómo se produce la erección?

La erección del pene se produce, generalmente por una excitación sexual, cuando la sangre llena los cuerpos cavernosos, lo que produce un alargamiento y endurecimiento del miembro.

Los problemas de falta de erección o de impotencia pueden impedir la penetración en la vagina y la consiguiente eyaculación del semen dentro de ella, por lo que pueden ser causa de infertilidad.

¿A quién afecta la impotencia?

La impotencia es un problema que puede afectar a todos los hombres en algún momento de sus vidas, sobre todo cuando están cansados, estresados, han abusado del alcohol o presentan alguna enfermedad sistémica (hipertensión arterial, diabetes mellitus, etc.). Con la edad, su frecuencia aumenta.

Causas de impotencia o disfunción eréctil

Las causas de disfunción eréctil pueden dividirse principalmente en dos grupos:

  • Psicológicas: el estrés o los conflictos con el entorno pueden provocar problemas de excitación sexual.
  • Físicas: cualquier problema que afecte a los nervios, a las venas o a los tejidos del pene puede impedir la erección, por lo que se produce la impotencia. Un caso claro es la diabetes avanzada, en la que se ven dañados los nervios y vasos sanguíneos.

Causas psicológicas de disfunción eréctil

Las causas psicológicas son las más abundantes y afectan a un 90% de los hombres en algún momento de su vida. La obligación socialmente admitida que tiene el hombre de «realizar un buen papel en la cama» puede generar una tensión emocional que, en algunos casos, acabe causando impotencia.

Otras causas personales, como la vergüenza a mostrar el cuerpo con naturalidad, trabas de tipo social o religioso, o la falta de comunicación en la pareja, podrían influir.

El estrés, el cansancio, la ansiedad podrían ser causantes de esta manifestación.

Causas físicas de disfunción eréctil

Tumores, pólipos, malformaciones uretrales o testiculares, la ataxia, los problemas de tiroides, la diabetes mellitus, la falta de testosterona o la esclerosis múltiple podrían ser algunas de las causas físicas de la impotencia.

Las lesiones traumáticas en los nervios del pene, los cuerpos cavernosos o las arterias, así como ciertas operaciones de zonas cercanas al pene, como las operaciones de próstata o de vejiga en el caso de que los nervios queden dañados, también podrían ser causantes de disfunción.

Otras causas de impotencia

Otros factores que pueden provocar impotencia son:

  • Tóxicos como el tabaco, el alcohol o las drogas (cocaína o las anfetaminas).
  • Medicamentos, especialmente algunos recetados para la hipertensión o los problemas de corazón.
  • Mala circulación, como trombos en las arterias que impiden el paso adecuado de la sangre hacia las venas del pene. En las personas mayores de 60 los problemas de aterosclerosis o endurecimiento de las venas son las causa principal de la impotencia masculina.

Síntomas de la impotencia

Los principales síntomas de la impotencia son:

  • Incapacidad de erección
  • Flaccidez en el pene que no permite la penetración

Diagnóstico y tratamiento de la impotencia

Los problemas relacionados con la impotencia requieren la intervención del médico quien, a través de una serie de formularios y pruebas, deberá descartar la presencia de alguna enfermedad psicológica o física que pudiera producir el problema.

Ante cualquier anomalía física, el tratamiento de la misma puede solucionar el problema de la impotencia. Entre las pruebas más utilizadas se encuentran los análisis de sangre, que permiten comprobar los niveles de hormonas masculinas, azúcar, homocisteína, y las exploraciones físicas, para detectar cualquier posible tumor o anomalía genital.

El médico puede considerar necesario la administración de medicamentos para prolongar la erección.

Más información sobre la impotencia sexual

Editorial
Escrito por Editorial Equipo de Botanical-online encargado de la redacción de contenidos

16 julio, 2020

Otros artículos de interés

El material que aquí se trabaja tiene carácter informativo. En caso de duda, consúltese con el facultativo.
"Botanical-online" no se hace responsable de los perjuicios ocasionados por la automedicación.

Botanical-online es una página informativa que describe, entre otros temas, los usos tradicionales de las plantas desde un punto de vista terapéutico. Sus descripciones no sustituyen el consejo profesional. Botanical-online no se hace responsable de la automedicación y recomienda consultar con el facultativo.
Aceptar