Salud del gato

La salud de nuestro gato

El gato es un animal fuerte

Un gato bien cuidado no enfermará con un poco de suerte

El gato es un animal fuerte, por lo que es raro que padezca úlceras o enfermedades estomacales. Sin embargo, puede estar infectado por parásitos, sobre todo si el gato sale a la calle.

Existen accesorios, como collares, sprays, para evitar la aparición o proliferación de molestos y perjudiciales parásitos.

Constantes fisiológicas del gato

Saber las constantes fisiológicas de un gato es importante para conocer su estado de salud.

La temperatura corporal del gato es de unos 38’5ºC. La frecuencia cardiaca de este animal es de 120 a 140 pulsaciones por minuto. La frecuencia respiratoria de un gato sano es de 10 a 30 respiraciones por minuto.

El pelo y la piel en el gato

Los gatos tienen distintos tipos de pelo. El gato Persa, raza de pelo largo, tiene un pelo protector largo y denso y un pelaje corto formado por pelusa. En los gatos de pelo semilargo, como el gato Angora turco, el pelo corto no es tan grueso y el pelo protector es largo y sedoso. El Devon Rex tiene una capa suave y ondulada sin pelo protector producida por el rizo natural de la pelusa. Hasta los gatos sphynx tienen una delgada capa de pelusa sobre la piel.

El órgano mayor del cuerpo del gato, como en el resto de los mamíferos, es la piel. Forma la barrera protectora del cuerpo contra los elementos externos, como el calor, el frío, los microorganismos y las agresiones. La piel del gato es más fina que la de otros animales domésticos, pero muy flexible. La piel más gruesa para el gato es la de la nuca. Las madres transportan a los cachorros sujetándolos por la piel de la nuca con la boca.

La piel del gato consta de varias capas: epidermis, dermis e hipodermis.

Alimentación del gato

Los gatos domésticos producen una orina muy concentrada, como recuerdo de sus orígenes, en los que sus antepasados salvajes vivían en el desierto.

Este carnívoro es incapaz de utilizar parte de los nutrientes derivados de las verduras. Por ello, en su dieta se deben incluir nutrientes, como la taurina y la arginina, aminoacidos esenciales en el gato, ya que este animal no los puede fabricar.

El gato necesita de vez en cuando comer hierbas para eliminar las bolas de pelo que se le pueden acumular en el aparato digestivo, llamadas tricobezoares. Por ello, en casa, deben tener siempre hierba a su disposición. Además, de forma natural, los gatos ingieren productos de origen vegetal al tragar los intestinos de sus presas y su contenido.

* Información relacionada: Cómo saber si un gato está sano

Más información sobre el gato.

Editorial
Escrito por Editorial Equipo de Botanical-online encargado de la redacción de contenidos

Otros artículos de interés

El contenido de este artículo es informativo. Le recordamos que la comercialización y tenencia de las especies animales exóticas están sujetos a la legislación de cada país.