Dificultades de la fauna urbana en la ciudad

Inconvenientes de la ciudad para los animales salvajes

¿Qué inconvenientes suponen para los animales salvajes la vida en la ciudad?

Los animales salvajes de las ciudades tienen menor esparanza de vida

El hecho de que los animales salvajes dependan de las ciudades para alimentarse es ya en sí un problema para los propios animales, además de que estos animales tienen acceso a comida que no forma parte de su dieta natural.

trafico coches

El tráfico rodado representa un serio peligro para la fauna urbana

En las ciudades, los animales salvajes corren el riesgo de morir electrocutados por los cables eléctricos, de ser atropellados por el tráfico rodado, de morir envenenados, de sufrir un choque letal contra un cristal transparente, entre otros muchos peligros.

Los animales urbanitas no humanos están expuestos a un elevado nivel de estrés, como pone de manifiesto varios estudios etológicos (de comportamiento) realizados en poblaciones de aves urbanas.

Por todo ello, los animales de las ciudades tienen una esperanza de vida relativamente corta, sólo compensado por la elevada fertilidad de dichos animales.

Cambios de compotamiento de los animales salvajes

Por otra parte, la vida a la ciudad supone, en ocasiones, para el animal un cambio en su comportamiento natural. Algunas especies migratorias, como las garzas o los mirlos (Turdus merula) se han vuelto residentes cuando han adaptado la ciudad como lugar de residencia.

En las ciudades, el ánade real (pato salvaje) en lugar de incubar en el suelo, incuba también en los tejados llanos de los rascacielos. Los polluelos recién nacidos no saben volar pero llegan al suelo sanos y salvos porque son muy ligeros, tienen todavía cartílagos flexibles y su plumón actúa como un paracaídas.

Dificultades para la colonización de los grandes núcleos urbanos

El interior de las ciudades se empobrece con su crecimiento y desarrollo debido a las dificultades de intercambio con los medios naturales de la periferia, es decir, que los animales salvajes que viven en los alrededores de la ciudad tienen problemas para colonizar el interior de las urbes cuando éstas se vuelven muy grandes.

Ciertas aves, como cigüeñas o estorninos, se ven obligadas a abandonar las ciudades como lugares de nidificación cuando aumenta demasiado las distancias que deben recorrer para alimentarse fuera del núcleo urbano.

Otros problemas que acarrea la vida en la ciudad para la fauna urbana

La contaminación se cree que es la responsable de la disminución de las poblaciones de gorrión común (Passer domesticus) a lo largo de toda Europa.

En las ciudades también existen algunos depredadores, como los gatos callejeros, cernícalos, halcones e incuso ratas.

* Información relacionada: Fauna urbana

Más información sobre los animales.

Editorial
Escrito por Editorial Equipo de Botanical-online encargado de la redacción de contenidos
Etiquetas:

Artículo actualizado el: 22 abril, 2019

Otros artículos de interés

El contenido de este artículo es informativo. Le recordamos que la comercialización y tenencia de las especies animales exóticas están sujetos a la legislación de cada país.