Reproducción de la tijereta

Cómo se reproduce la tijereta

Apareamiento de las tijeretas

En primavera se reúnen machos y hembras y permanecen escondidos en sus escondrijos. El apareamiento se da a finales de en verano, en agosto generalmente.

Incubación de los huevos de tijereta

A principios de invierno, en noviembre, y hasta enero, la hembra realiza la puesta.

La incubación es muy variable, va entre poco más de una semana hasta 3 o 4 meses y depende sobre todo de la temperatura. Pero, de media dura unas 6 semanas.

El estadio larval transcurre durante 45 días. Entre marzo y abril, llegan los nuevos adultos de tijereta.

Se da una generación al año.

Cuidado de la descendencia por parte de la tijereta hembra

Las tijeretas, a diferencia de la mayoría de insectos conocidos, tienen un gran instinto maternal que les empuja a encerrarse, en octubre, en su nido para cuidar de sus crías, tanto huevos como larvas. La hembra lame con mucho cuidado cada huevo con el objetivo de arrastrar cualquier espora de hongo que pueda contener y así evitar una más que posible infección por hongos en un ambiente muy húmedo y cerrado. Los mueven de sitio, en caso de ser necesario, para proporcionarles siempre las mejores condiciones.

Las larvas necesitan el cuidado constante de su madre hasta transcurrida la primera muda a las 2 o 3 semanas porque ellas solas no son autónomas. Sucede en mayo, cuando, de noche, las crías abandonan el nido y buscan comida por primera vez por si mismas. Las larvas son parecidas al adulto, pero de coloración más clara.Sufrirán 3 mudas más hasta que lleguen a ser adultas, en total habrá pasado más de un mes desde que salieron del huevo.

* Ver más sobre: Reproducción de los animales / Características de la tijereta

Más información sobre la reproducción de los insectos.

Editorial
Escrito por Editorial Equipo de Botanical-online encargado de la redacción de contenidos
Etiquetas:

Artículo actualizado el: 22 abril, 2019

Otros artículos de interés

El contenido de este artículo es informativo. Le recordamos que la comercialización y tenencia de las especies animales exóticas están sujetos a la legislación de cada país.