REVISTA DE PLANTAS

revista

 

 

REMEDIOS CASEROS

remedios curativos

 

Bioflavonoides

Propiedades de los bioflavonoides

¿ Qué son los bioflavonoides?

Los flavonoides o bioflavonoides son pigmentos vegetales no nitrogenados. Se han descubierto más de 600 bioflavonoides. Todos ellos parecen tener un papel muy importante en la alimentación humana, dado que presentan propiedades medicinales muy interesantes.

 

Alimentos con bioflavonoides

alimentos con bioflavonoideds

Alimentos con bioflavonoides

Los principales se pueden encontrar en alimentos naturales como frutas, hortalizas y verduras. Entre todos ellos merece la pena destacar algunos como las frambuesas, las uvas, las cerezas, las manzanas, los pimientos, las espinacas o las coles.

Los cítricos, como limones, pomelos o naranjas, son muy ricos en estos componentes, sobre todo cuando se come su piel interna que es donde se halla la mayor reserva de estos componentes.

 

Propiedades de los bioflavonoides

Entre todas las propiedades podríamos mencionar principalmente su capacidad antioxidante, especialmente útil, para prevenir que los radicales libres puedan ejercer sus efectos negativos sobre el organismo, produciendo gran cantidad de enfermedades degenerativas.

Así por, por ejemplo, uno de los bioflavonoides más interesantes, las catequinas, presentes en el té verde, puede neutralizar el desarrollo de tumores cancerosos. Los habitantes de China, el país donde se bebe más té verde, presentan los índices de cáncer de próstata menores del mundo.

Al prevenir la degeneración corporal, los bioflavonoides pueden ayudarnos a mantenernos jóvenes durante más tiempo y previenen el envejecimiento prematuro.

Por ejemplo, es bien reconocido el papel que ejercen los bioflavoides de la soja (daidzeína y la genisteína) en la prevención del cancer de mama o de prostata.

 

Los bioflavonoides y la circulación sanguínea

Igualmente importante resulta el papel que desempeñan los bioflavonoides en el estado de salud de nuestro sistema circulatorio. Los bioflavonoides son componentes muy adecuados para la circulación sanguínea. Se ha comprobado la capacidad fortalecedora y cicatrizante de los bioflavonoides que los hace especialmente para el tratamiento de enfermedades circulatorias como las varices, arteriosclerosis, flebitis, etc.

Al aumentar la flexibilidad de los capilares, estos pueden resistir mejor sin romperse por lo que resultan muy adecuados para prevenir hemorragias, hematomas, sangrado nasal, etc.

Por otra parte, la capacidad que tienen los bioflavonoides de aumentar la absorción de vitamina C, potencian los usos beneficiosos de esta vitamina antioxidante en la prevención de oxidación de los vasos sanguíneos.

La capacidad de estos componentes para impedir la formación de trombos en los vasos sanguíneos posibilita una mejor circulación y una prevención de muchas enfermedades cardiovasculares.

Su capacidad para disminuir la hipertensión y rebajar el colesterol y los triglicéridos supone un ventaja en la salud del aparato circulatorio.

 

Bioflavonoides para mantener la piel sana

Los bioflavonoides actúan sobre las células de la piel e impiden que los radicales libres las oxiden. De esta manera, consiguen mantener la piel en buen estado. Una alimentación rica en flavonoides o la ingestión de suplementos de flavonoides ayuda a mantener la piel más joven, previniendo la aparición de anomalías en la piel, como manchas, arrugas, piel seca, etc.

 

Bioflavonoides para la vista y el oído

Uno de los principales problemas del órgano de la visión y del oído es la degeneración producida por la edad, como consecuencia de la oxidación celular. Los bioflavonoides ayudan a mantener estos sentidos en mejor forma retrasando muchas de sus enfermedades degenerativas. Es bien sabido el papel que ejercen las antocianinas (flavonoides que proporcionan a algunos alimentos su color rojizo oscuro o morado) en la conservación del buen estado de los ojos al prevenir anomalías como la perdida de visión, la miopía, la ceguera nocturna, etc.

Es bien conocido el papel del jarabe del grosellero negro en el tratamiento natural de las enfermedades de los ojos.

El oido es también muy sensible al paso del tiempo. Los bioflavonoides, y especialmente las catequinas, pueden ser útiles en la prevención de la sordera, el tinnitus u otros problemas del oído. Algo tan sencillo como tomar un te verde a media tarde, rico en catequinas, contribuye a mantener una buena audición.

 

¿Qué otras propiedades curativas tienen los bioflavonoides?

Hasta ahora hemos mencionado las principales propiedades medicinales de los flavonoides. Como antioxidantes, sus efectos positivos sobre el organismo son numerosísimos hasta el punto que resulta prácticamente imposible mencionarlos en esta página. En general, podemos decir que actúan sobre cualquier órgano del cuerpo humano ayudando a mantenerlo en mejor estado, porque previenen su degeneración. En este sentido serían muy útiles, por ejemplo para la prevención de:

* Degeneración de la mente:

- Alzheimer

- Perdida de la memoria

- Demencia senil

- Parkinson

* Degeneración de huesos y articulaciones:

- Osteoporosis

- Etc

 

¿Cuáles son los principales bioflavonoides?

Los más destacados serían los siguientes:

- Flavonoides de los cítricos ( Citroflavonoides) Se llaman así porque aparecen con mayor cantidad en los cítricos, aunque no son exclusivos de estos, pues aparecen en numerosos alimentos. Los principales citroflavonoides son la hesperidina , la quercetina, el limoneno, la rutina y la naranjina.

- Los flavonoides del té ( Catequinas) Aparecen fundamentalmente en el té verde. Los principales son la epicatequina, la epicatequina galata, la epigalocatequina y la epigalocatequina galata

- Los flavonoides de la soja ( Isoflavonoides) Aparecen en la soja y en los derivados de la soja, como el tofu, la carne de soja o la leche de soja. Los principales son la daidzeína y la genisteína

- Los flavonoides de las frutas rojas y violetas ( Antocianinas) Las antocianinas son pigmentos que se encuentran en algunas frutas que van del color rojo al azul o morado como los arándanos , las frambuesas, las cerezas, las coliflores moradas, las ciruelas o las uvas. Las manzanas son también muy ricas en este componente.

- Los flavonoides de las hortalizas ( Kaemferol) Aparece en hortalizas como los rábanos, puerros, remolachas, bróculi o endibias.

 

Los bioflavonoides y la atracción de las comidas

Además de estas propiedades medicinales los bioflavonoides aportar una gama muy variada de colores, olores y sabores a las comidas por lo que pueden convertir la dieta en un proceso más atractivo y placentero.

Se ha demostrado que aquellas sociedades que cocinan platos con un colorido más variado, no solamente convierten su gastronomía en un hecho más apetecible, sino que una gama variada de color, además de incentivar nuestro apetito, es sinónimo de salud.

 

¿Cómo conseguir los bioflavonoides?

La mejor manera de que el organismo pueda adquirir estos principios es a través de la alimentación. También se puede potenciar su ingestión mediante suplementos

punto rojoMás información sobre productos de las plantas en el listado superior.

 

Otros artículos de interés

Dieta para la retencin de lquidos
Dieta para la retención de líquidos

Como controlar la ansiedad
Como controlar la ansiedad

Remedios para el alzheimer
Remedios para el alzheimer

EmbarazoDolor -  Adelgazar - DiabetesDepresión - HerpesAnemia - Alzheimer - Listado de enfermedades...


El material que aquí se trabaja tiene carácter informativo. En caso de duda, consúltese con el facultativo.
"Botanical-online" no se hace responsable de los perjuicios ocasionados por la automedicación.

© 1999-2015 Botanical-Online SL. Todos los derechos reservados.

Ver versión de móvil