Utilidad de los insectos para el bosque

¿Qué utilidad tienen los insectos para el bosque?

Funciones de los insectos

Los bosques son muy importantes para los insectos, los animales más abundantes de estos ecosistemas. Desde los musgos hasta las copas de los árboles que constituyen los bosques pueden ser colonizados por una multitud de insectos. Sin embargo, la dependencia es mutua, porque los bosques también necesitan de los insectos para mantenerse en buen estado.

Algunas de las funciones de los insectos en los bosques son:

  • Participan en la reproducción de las plantas
  • Sirven para reciclar la materia orgánica y fertilizar el suelo
  • Son una importante e imprescindible fuente de alimento para los animales insectívoros
  • Participan en el control de las plagas

Reproducción de las plantas

abejorro
Foto de abejorro (polinizando una flor)

Los insectos juegan un papel fundamental en la reproducción de las especies vegetales que constituyen los bosques, participando en su polinización y en la dispersión de las semillas.

Los insectos son unos buenos animales polinizadores. De hecho, estos animales cumplen el 80% de la polinización de los árboles y arbustos de los bosques, en lo que se conoce como polinización entomófila. El viento cumple una función también muy importante en la polinización de las plantas, en especies vegetales como pinos y otras coníferas, por ejemplo, en lo que se conoce como polinización anemófila.

La polinización de los insectos se realiza en las plantas entomófilas. La polinización de algunas plantas depende de una única especie de insecto o de varias.

Las hormigas juegan un papel muy importante en la dispersión de las semillas de plantas herbáceas, cuando se dedican a recogerlas y transportarlas hasta sus hormigueros.

Reciclaje de la materia orgánica y fertilización del suelo

Los insectos del bosque también participan en el reciclaje de la materia orgánica y en la fertilidad del suelo

Los insectos basureros cumplen una función de reciclaje de la materia en descomposición, ya sean plantas, animales o excrementos. En relación al suelo, los insectos del bosque permiten que toda la materia orgánica almacenada en el suelo pueda ser reciclada y utilizada nuevamente para la alimentación de los otros habitantes del suelo.

Además, cuando estos insectos se alimentan de materia en descomposición, eliminan un material que podría ser foco de multiplicación de insectos perjudiciales, como las moscas.

Como insectos basureros más importantes están los coleópteros o escarabajos, como los escarabajos peloteros y los escarabajos que se nutren de cadáveres, escarabajos necrófagos o también llamados escarabajos enterradores.

Los insectos xilófagos, es decir, aquellos insectos que se alimentan de madera cumplen un papel importante en la aceleración de la descomposición de la madera. Sin embargo, los insectos sólo cumplen una parte de la acción de degradación de la madera, pues también participan en ello otros seres vivos, como hongos y bacterias.

La actividad de los animales del suelo, como los escarabajos del suelo y sobre todo los colémbolos, junto con otros muchos organismos más, favorece el proceso de humificación porque permiten la aireación (cuando excavan galerías) del suelo y aumentan el contenido en materia orgánica del suelo.

Control de plagas

escarabajo pelotero
Foto de escarabajo pelotero

Los insectos juegan un papel importante en el control de las plagas, porque son depredadores o parásitos de otros insectos. Los escarabajos del género Calosoma son empleados en el control biológico de ciertas plagas de los bosques, como la procesionaria, porque se alimentan de orugas de polillas defoliadoras, es decir, de insectos lepidópteros especializados en comer hojas de las plantas. La hormiga roja cumple el mismo rol por ser una gran consumidora de orugas defoliadoras.

Los insectos entomófagos, que son aquellos que se alimentan de otros insectos, permiten frenar la gran capacidad de multiplicación de los insectos considerados perjudiciales.

Como insectos depredadores útiles tenemos a las mariquitas, moscas cernidoras o sírfidos y a las crisopas, cuyas larvas son grandes devoradores de pulgones. Las libélulas consumen una gran cantidad de insectos voladores como moscas y mosquitos. Las larvas de luciérnaga se alimentan de caracoles y babosas.

Sobre todo algunas moscas o dípteros e himenópteros (avispas) actúan como insectos parásitos de otros insectos. Con la introducción de insectos parásitos se pueden controlar las poblaciones de mariposa de la col o de la mosca de la fruta entre otros muchos insectos.

* Ver: Control biológico de plagas

Insectos como fuente de alimento

Los insectos son una valiosa fuente de alimento para muchos animales del bosque, como pájaros carpinteros, pájaros carboneros, cucos y otras aves, además de ranas, sapos, salamandras, lagartijas y otros animales insectívoros, como los murciélagos.

* Ver: Insectos como alimento / Utilidad de la fauna salvaje

Más información sobre los insectos.

Editorial
Escrito por Editorial Equipo de Botanical-online encargado de la redacción de contenidos

30 enero, 2020

Otros artículos de interés