Anatomía de las serpientes de cascabel

Anatomía de los crótalos

El cascabel de las serpientes de cascabel

La serpiente cascabel diamantina occidental (Crotalus atrox) es famosa por su peligrosidad que pone de manifiesto al agitar su cascabel al extremo de la cola

Las serpientes de cascabel son serpientes venenosas que tienen a la punta de la cola una estructura especial llamada cascabel.

Dicha estructura está formada por diferentes segmentos que se forman a partir de escamas secas y endurecidas de la cola del ofidio.

Las serpientes de cascabel tienen órganos sensoriales térmicos

Estos reptiles también son conocidos como víboras de hoyo o víboras de foseta. La foseta es una abertura en la cabeza que tienen las serpientes de cascabel que actúa como órgano sensorial térmico.

La cabeza de las serpientes de cascabel es muy voluminosa por la la presencia del órgano de foseta.

El tamaño de las serpientes de cascabel

Las diferentes especies de serpientes de cascabel pueden variar mucho en tamaño y aspecto de las manchas.

Las serpientes de cascabel más grandes miden hasta 2 metros de longitud, lo que las convierte en unas de las serpientes más grandes de Norteamérica. No obstante, normalmente, los crótalos son más pequeños.

Los ojos de los crótalos

Estos ofidios tienen unos ojos pequeños y sus pupilas son elípticas, como los gatos.

La particular anatomía de las serpientes de cascabel ponen de relieve su ritmo nocturno.

Glándulas productoras de veneno

Las serpientes de cascabel poseen dos glándulas productoras de veneno, una a cada lado de la cara.

Con dichas glándulas, estos reptiles producen un veneno muy potente.

* Información relacionada: El cascabel de las serpientes de cascabel

Más información sobre las serpientes de cascabel.

Editorial
Escrito por Editorial Equipo de Botanical-online encargado de la redacción de contenidos
Etiquetas:

Artículo actualizado el: 22 abril, 2019

Otros artículos de interés

El contenido de este artículo es informativo. Le recordamos que la comercialización y tenencia de las especies animales exóticas están sujetos a la legislación de cada país.