indice
Icono de Blog de Plantas
iniciodiccionariorevista gratuitacursosforobibliografiarecomendar

LAS PLANTAS  

 

ESTRATIFICACIÓN DE LAS SEMILLAS

 

 

¿ En qué consiste la estratificación de las semillas?


Muchas semillas en su ambiente natural solamente florecen después de ser sometidas a periodos de diferentes temperaturas. La estratificación es una técnica que consiste en imitar la temperatura de las semillas en su ambiente natural para conseguir que germinen.

 

Tipos de estratificación de las semillas

 

 

Existen las siguientes maneras de estratificar las semillas:

1) Estratificación fría, estratificación en frío : es aquella que se realiza cuando las semillas necesitan ser afectadas por temperaturas bajas para poder germinar. En la naturaleza esto se produce al llegar el invierno. Después de uno o varios periodos hibernales, las semillas consiguen la germinación. En agricultura, jardinería o horticultura puede realizarse este proceso de forma forzada unas semanas antes del periodo de plantación para conseguir los mismos efectos que se dan en la naturaleza. Para ello pueden utilizarse los métodos siguientes:

- Estratificación en frío de las semillas dentro de casa:

a) Introducir las semillas en una bolsa de plástico.

b) Rociar las semillas con algún desinfectante natural o químico. ( Véase desinfectantes de semillas).

c) Introducir las semillas en un substrato a base de arena desinfectada. ( Es mejor comprar la arena previamente desinfectada en algún lugar de confianza que desinfectarla en casa).

d) Rociar la arena con la semillas con agua con la ayuda de un pulverizador.

e) Introducir en la nevera a una temperatura de entre 1 - 5ºC durante un periodo que puede oscilar entre 4 - 12 semanas.

f) Ir controlando las semillas para comprobar si empiezan a germinar.

g) Cuando las semillas rompan la cutícula y la radícula surja de dentro de la semilla, ya se pueden sembrar las semillas.

- Estratificación en frío de las semillas en el jardín o en el campo:

a) Al empezar el invierno, introducir las semillas en una lata, en la que previamente se hayan realizado algunas perforaciones. En caso de tratarse de semillas muy grandes o aquellas que resulten muy difíciles de germinar se puede realizar previamente un proceso de remojado o escarificación.

b) Rociar las semillas con algún desinfectante de semillas químico o natural.

b) Añadir arena desinfectada al bote de semillas en una proporción de 3 partes de arena por 1 parte de semillas. Como método adicional se pueden envolver las semillas en tela de algodón y rodearlas con arena. Este tipo de técnica generalmente acelera el proceso de germinación. No debe incorporarse fertilizante al substrato.

c) Cavar un hoyo de unos 60 cm de profundidad en el jardín o en el campo. Enterrar el bote en el hoyo y cubrir con tierra. Señalizar claramente el lugar donde se encuentra enterrado.

d) Cada cuatro semanas comprobar el estado de desarrollo de las semillas. Cuando las semillas rompan la cutícula y la radícula surja de dentro de la semilla, ya se pueden sembrar las semillas.

 

2) Estratificación cálida, estratificación en temperatura cálida : es aquella que se realiza cuando las semillas necesitan ser afectadas por temperaturas elevadas para poder germinar. En la naturaleza esto se produce al llegar la primavera o el verano. En agricultura, jardinería o horticultura puede realizarse este proceso de forma forzada unas semanas antes del periodo de plantación para conseguir los mismos efectos que se dan en la naturaleza.

Este tipo de estratificación se lleva a cabo en el interior de un invernadero o de una habitación de nuestra casa, que son los únicos lugares en que puede mantenerse una temperatura más elevada de una manera constante que la temperatura exterior. Para ello puede utilizarse el método siguiente:



- Estratificación de las semillas dentro de casa:

a) Una semanas antes de la época de plantación. Introducir las semillas en una bolsa de plástico. En caso de tratarse de semillas muy grandes o aquellas que resulten muy difíciles de germinar se puede realizar previamente un proceso de remojado o escarificación.

b) Rociar las semillas con algún desinfectante natural o químico. ( Véase desinfectantes de semillas).

c) Introducir las semillas en un substrato a base de arena desinfectada. ( Es mejor comprar la arena previamente desinfectada en algún lugar de confianza que desinfectarla en casa). Como método adicional se pueden envolver las semillas en tela de algodón y rodearlas con arena. Este tipo de técnica generalmente acelera el proceso de germinación. No debe incorporarse fertilizante al substrato.

d) Rociar la arena con la semillas con agua con la ayuda de un pulverizador.

e) Dejar en un lugar cálido y oscuro de la casa, con una temperatura entre los 20 y los 25 ºC, durante un periodo que puede oscilar entre 4 - 12 semanas.

f) Ir controlando las semillas para comprobar si empiezan a germinar.

g) Cuando las semillas rompan la cutícula y la radícula surja de dentro de la semilla, ya se pueden sembrar las semillas.

 

3) Estratificación doble, calido-fría : es aquella que se realiza cuando las semillas necesitan ser afectadas por temperaturas frías y luego por temperaturas cálidas para poder germinar. En la naturaleza esto se produce para ciertas semillas que alcanzan la maduración en verano y germinan durante el otoño. En agricultura, jardinería o horticultura puede realizarse este proceso de forma forzada sometiendo primero las semillas a una estratificación cálida durante por un periodo de 30 a 90 días y posteriormente a una estratificación fría por un periodo de 30 a 60 días.

 

Más información sobre la semilla en el listado superior.



www.botanical-online.com
El Mundo de las Plantas

©1999-2014 Botanical-online SL.Todos los derechos reservados. Política de uso