Adaptaciones del equidna

Este artículo ha sido avalado por Vicenç Martínez - Redactor especializado en animales y naturaleza.

¿Qué adaptaciones tiene el equidna?

¿Qué es un equidna?

Dibujo de equidna
Los equidnas gozan de protección a base de espinas como los erizos

El equidna es un mamífero monotrema por lo que se reproduce por huevos, algo sin igual en el mundo de los mamíferos y que comparte con el ornitorrinco.

El cuerpo de un equidna está cubierto por su cara superior por largas espinas, que le proporcionan protección contra los depredadores y que le dan una apariencia cercana a los erizos.

Generalmente, los animales que tienen espinas en sus cuerpos les proporcionan protección, pero el equidna goza de otros mecanismos para sobrevivir, además de los mecanismos de defensa.

Adaptaciones del equidna relacionadas con su alimentación

El equidna tiene una anatomía diseñada para satisfacer su dieta a base de hormigas.

Para facilitar su supervivencia en la naturaleza, el equidna tiene el cuerpo preparado a nivel morfológico, lo que le permite capturar sus presas con gran eficiencia:

  • Hocico prolongado y rígido: Gracias a que tiene esta parte de su cuerpo más alargada que en otros animales, el equidna puede introducir su lengua hasta el termitero u hormiguero con gran facilidad.El hocico de uno de estos animales, alargado y en forma de pico tubular, mide más de 7 cm de largo. El hocico de un equidna tiene cierta rigidez para romper troncos o excavar en los termiteros y dejar sin protección a sus presas.
  • Lengua alargada: La lengua del equidna goza de una longitud considerable, de más de 15 cm, lo que es un buen tamaño, teniendo en cuenta que un equidna no mide más de 45 cm de largo.

Gracias a su larga lengua protráctil, no hay hormiga ni termita que se le resista.

  • Garras fuertes con los dedos dirigidos: Con sus largas garras, este animalito con espinas practica agujeros en los termiteros para poner al descubierto a las termitas

Las garras de las extremidades posteriores apuntan hacia atrás para alejar la tierra que éste saca tras excavar con las garras delanteras, provistas de 5 garras.

  • Saliva pegajosa: La lengua de un equidna está impregnada constantemente de una especie de saliva de consistencia pegajosa.

Adaptaciones del equidna como mecanismos de defensa

Este mamífero mirmecófago se protege de los enemigos mediante su comportamiento huidizo y gracias a sus afiladas espinas.

  • Largas púas: La principal defensa del equidna son sus largas púas. Cuando se siente amenazado este mamífero monotrema se hace un ovillo, mostrando toda su superficie dorsal llena de púas.
  • Vida subterránea: Para escapar al acoso de sus enemigos, este animal se esconde durante el día en cuevas, bajo rocas, bajo raíces de árboles, etc.

Los machos de equidna poseen espolones bajo la articulación de la rodilla sin función aparente porque no están conectados a ninguna glándula de veneno.

Más información sobre el equidna.

Editorial
Escrito por Editorial Equipo de Botanical-online encargado de la redacción de contenidos

6 enero, 2020

Otros artículos de interés