Características de los gorgojos

Este artículo ha sido avalado por Vicenç Martínez - Redactor especializado en animales y naturaleza.

Características de los picudos

¿Cómo son estos insectos?

Gorgojo de las bellotas
Foto de gorgojo de las bellotas (Curculio elephas)

Estos insectos se reconocen fácilmente por su rostro alargado, que no es más que una prolongación en sentido anterior de su cabeza, en la que se sitúan las piezas bucales, de tipo masticador, en el ápice y por sus antenas geniculadas o acodadas, porque forman una especie de codo o rodilla. Esta especie de trompa o pico de los gorgojos, denominada rostro, puede ser muy largo y estrecho o, en el caso contrario, muy corto e indiferenciado o incluso ausente,  en función de las especies.

¿Qué tamaño tienen estos insectos?

El tamaño entre especies puede variar, pero siempre sus cuerpos son de forma ovalada o elongada, ya que este tipo de insectos presentan una gran homogeneidad a nivel morfológico, lo que los hace difíciles de distinguir en ocasiones desde un punto de vista taxonómico. Estos insectos son, según la especie, de sección convexa o ligeramente aplanados.

Color de los picudos

El color de los gorgojos, es normalmente oscuro, pues tiene una función mimética, pero puede presentar brillo metálico, como el vistoso gorgojo exótico Eupholus schoenherri o el autóctono gorgojo del abedul, y algunas especies pueden mostrar cierta pilosidad. Estos animales generalmente tienen ojos, aunque éstos pueden ser reducidos o directamente pueden faltar en algunas especies.

El dimorfismo sexual de estos insectos coleópteros se basa en su rostro, siendo más largo y estrecho en las hembras. Además, la inserción de las antenas en éstas suele darse en situación más basal.

Las larvas de los picudos tienen forma de gusano, es decir, son vermiformes, presentan una apariencia de color blanco o claro y carecen de extremidades, pues son ápodas, así como una cabeza oscura y muy endurecida o coriácea.

¿Cuántas especies de gorgojos existen?

Gorgojo de los invernaderos
El gorgojo de los invernaderos es una plaga de distintas plantas ornamentales

En todo el mundo, existen más de 60.000 especies de gorgojos y más de 5.000 géneros, como Curculioninae, Baridinae o bien Entiminae o gorgojos de nariz ancha. Por ello se considera que los gorgojos o también llamados picudos son uno de los grupos que presentan más diversidad dentro de los animales, ya que Curculionidae,  posiblemente sea la familia más importante del Reino Animal.

No por algo el grupo de los picudos o gorgojos es una de las familias más extensas dentro del gran grupo de los coleópteros o escarabajos y de la inmensa clase de los insectos.

¿Dónde podemos encontrar a estos insectos?

Estas especies de escarabajos se encuentran asociadas a todo tipo de plantas y partes de plantas.

Estos animales viven potencialmente en cualquier hábitat terrestre o de agua dulce.

Aunque muchas especies de gorgojos o picudos son terrestres, existen algunos casos particulares, como Troglorhyncus, que vive en cuevas y es ciego, como tantas especies cavernícolas.

¿Qué comen estos animales?

Los gorgojos son normalmente vegetarianos y se alimentan de plantas vivas, aunque algunas especies son saprófagas y se nutren de materia vegetal en descomposición.

La mayoría de especies tienen una dieta herbívora estricta, lo que significa que únicamente unas pocas especies vegetales son utilizadas como fuente de alimento, tanto por los adultos como por las larvas.  La mayor parte de picudos consume plantas angiospermas, aunque algunas pocas especies viven asociadas a plantas gimnospermas, es decir, cicadáceas y sobre todo coníferas.

¿Qué alimentos consumen estos insectos?

Todas las partes de los vegetales pueden servir como fuente de alimento para estos insectos, desde la raíz hasta los frutos. No obstante, es habitual que los adultos de especies con dietas variadas se alimenten de follaje, mientras que las larvas ataquen las raíces.

En cambio, los gorgojos de dietas más estrictas se alimentan poco en estado adulto y sus larvas se desarrollan en el interior de las raíces, hojas y tallos de algunas pocas especies vegetales.

Reproducción de los gorgojos

Estos animales tienen reproducción ovípara, es decir, que se reproducen mediante huevos, puestos por la hembra en los tejidos de las plantas. Algunas especies se reproducen partenogenéticamente, como el gorgojo de los invernaderos y otros otiorrincos, en lugar de aparearse.

Muchas especies de picudos utilizan su fino rostro para practicar un agujero en alguna parte de las plantas donde efectuar la puesta, como el gorgojo de las bellotas, que lleva a cabo la puesta de entre 1 y 3 huevos, en el interior de los frutos de Quercus y castaños.

¿Cómo es el ciclo vital de estos insectos?

Algunas especies son muy prolíficas, como el gorgojo del trigo, con puestas de varios centenares de huevos, y hasta 3 generaciones al año, de modo que son también muy destructivas, ya que pueden generar cientos de individuos en un solo año y causar daños gravísimos en los productos almacenados.

Estas criaturas sufren metamorfosis completa como cualquier coleóptero, es decir, que a lo largo de su ciclo vital pasan por 4 fases: huevo, larva, pupa y adulto o imago, por lo que sus crías no se parecen en absoluto a las formas adultas.

Problemas que causan estos insectos

Picudo rojo
El picudo rojo ataca a distintas palmeras

Una gran cantidad de especies de picudos son plagas de los productos almacenados, como el gorgojo del arroz o el gorgojo del maíz, otros gorgojos representan verdaderas plagas de cultivos industriales, como la caña de azúcar o el algodón o de otro tipo de plantas vivas, como el picudo rojo, que dañan las especies dentro del grupo de las arecáceas o palmeras.

Además, las larvas de algunos gorgojos destruyen los nódulos fijadores de nitrógeno que tienen las plantas leguminosas en las raíces y, consecuentemente, suponen daños importantes para la producción de las mismas.

Utilidad de los gorgojos

Los gorgojos intervienen en la polinización y algunas especies dependen de estos insectos para formar sus frutos.

Algunas especies pueden usarse como control biológico porque atacan plantas perjudiciales y se utilizan para controlar las malas hierbas que actúan como especies exóticas invasoras. Un ejemplo de ello sería el gorgojo del camalote utilizado para el control del jacinto de agua en Uganda, África, y otras partes del mundo.

Más información sobre los gorgojos.

Editorial
Escrito por Editorial Equipo de Botanical-online encargado de la redacción de contenidos

14 mayo, 2020

Otros artículos de interés