Propiedades de la moringa

Este artículo ha sido avalado por Vicente Martínez Centelles - Fundador de la web y director. Profesor de ciencias naturales, experto en plantas, remedios naturales y fotografía botánica.

Propiedades medicinales de Moringa oleifera

Propiedades medicinales de la moringa

¿Qué usos tiene la moringa como planta medicinal?

flores de moringa oleifera

Flores del árbol de la moringa

A partir de las referencias históricas existentes sobre las propiedades medicinales de esta planta, se han llevado a cabo una serie de investigaciones que confirman científicamente muchos de los usos tradicionales de la Moringa oleifera.

Entre todos ellos, merece la pena destacar los siguientes:

La moringa contra el cáncer

Se ha comprobado en estudios con animales que el uso de esta planta inhibe el crecimiento de células cancerosas. La razón de esta actividad radica en su poder inmuno estimulante y antioxidante. Los preparados de moringa consiguen aumentar las defensas y que el organismo sea más resistente.

Por otra parte, la presencia de antioxidantes, que le proporciona su riqueza en polifenoles, conlleva una reducción de los radicales libres que pueden ser responsables del desarrollo de tumores, especialmente en lo que se refiere al cáncer de ovario.

moringa contra el cáncer

Propiedades anticancerígenas de la moringa

Moringa contra la diabetes

Tradicionalmente se ha utilizado la moringa como remedio contra la diabetes. Extractos elaborados a partir del polvo de los frutos han sido probados en roedores con resultados positivos. Se comprobó que el polvo de frutos de moringa era capaz de aumentar el nivel de insulina en la sangre al estimular el páncreas.

Semillas de moringa

Semillas de moringa

Este experimento nos hace pensar que el uso tradicional de las infusiones de hojas de moringa para el tratamiento de la diabetes resulta eficaz porque estas hojas son ricas en terpenos que tienen la propiedad de estimular la fabricación de insulina en el páncreas por las células beta.

Otros estudios sugieren que la moringa puede también tener un efecto antidiabético por la presencia del alcaloide moringina. Este alcaloide es idéntico a la bencilamina, cuya aplicación en ratones ha mejorado la tolerancia a la glucosa y favorece la disminución de colesterol en sangre.

Por ello la moringa podría ser una planta muy interesante en personas con azúcar alto y diabetes, siempre acompañado del consejo médico y de una dieta adecuada para la diabetes.

Propiedades antimicrobianas y antifúngicas de la moringa

La moringa ha sido considerada tradicionalmente como un antibiótico natural, de ahí su aplicación externa, como remedio vulnerario, en el el tratamiento de lesiones de la piel (cortes, arañazos, pinchazos, úlceras,etc.).

Los remedios caseros para esta finalidad se elaboran mediante aplicaciones del jugo de las hojas (se machaca un puñado de hojas en un mortero y se aplica una compresa empapada con el jugo sobre la zona afectada) o mediante decocciones de la corteza (Realizar una decocción durante 15 minutos de la corteza y aplicar una compresa con el líquido resultante)

Utilizar los preparados de moringa para esta finalidad parece tener una explicación razonada de acuerdo a las investigaciones que se han llevado a cabo sobre las propiedades antimicrobianas de esta planta. El jugo de las hojas y los preparados de corteza presentan, según estos estudios llevados a cabo en ratones, una fuerte actividad antimicrobiana al ser capaces de eliminar cepas de bacterias de Staphylococcus aureus, responsables de la aparición de numerosas infecciones de la piel, como abscesos, furúnculos, granos, orzuelos, impétigo o foliculitis.

Lo que resulta aún más peligroso, esta bacteria puede desarrollarse en las heridas con pus y penetrar hacia el interior del organismo, pudiendo ocasionar infecciones mucho más graves que afecten al corazón (endocarditis), los pulmones (neumonía), las articulaciones (artritis bacteriana), o una sepsis generalizada.

Además de eliminar este tipo de bacterias, se comprobó que el preparado era capaz de secar y cerrar la herida con mayor prontitud al estimular la formación de colágeno.

En cuanto a su poder antifúngico, Las semillas y el aceite de moringa también han resultado eficaces en la eliminación de hongos causantes de verrugas, del pie de atleta o de la tiña.

Beneficios de la moringa para la artritis reumatoide

La moringa tiene propiedades antiinflamatorias y reconstructivas que se han atribuido a su riqueza en flavonoles y ácidos fenólicos. Estos componentes son capaces de disminuir los efectos negativos de la artritis reumatoide: daños en el cartílago de las articulaciones, deformidad articular e inflamación.

Los preparados de semillas y raíces de Moringa oleifera pueden detener el daño articular, disminuir el dolor y la inflamación, y retrasar la deformación de los miembros.

Moringa contra las formación de piedras en los riñones

Aceite de moringa

Foto aceite de moringa, con las semillas

El extracto de madera de raíz de moringa fue evaluado en ratones que tenían piedras en los riñones. Este fue capaz de disolver las litiasis renales y previno la formación de otras nuevas.

Al mismo tiempo, se comprobó que los ratones presentaban unos niveles de urea, ácido úrico, fosfatos y creatinina mucho más bajos que antes de iniciar el experimento.

La capacidad diurética y depurativa de esta planta la hace muy adecuada tanto en caso de litiasis renal, exceso de ácido úrico (hiperuricemia), como en el tratamiento de la gota.

Propiedades de la moringa para el colesterol, los triglicéridos y las enfermedades cardiovasculares

En estudios realizados sobre animales, se comprobó que la moringa era tan efectiva como las estatinas en la reducción del colesterol. Igualmente se vio que los productos extraídos de las hojas de esta planta son capaces de inhibir la formación de placas de ateroma en las arterias.

Esto se debe no solamente a su riqueza en antioxidantes (especialmente vitamina C, betacarotenos y vitamina E) que disminuyen los procesos inflamatorios a los que se ven sometidas las arterias, sino también porque aumenta el colesterol bueno (colesterol HDL), y disminuye los niveles de colesterol malo (colesterol LDL) y triglicéridos. Además, consumir moringa durante las comidas resulta ventajoso ya que esta planta disminuye la absorción de las grasas en el intestino y promueve su expulsión a través de las heces.

Con todo ello, se desprende que la Moringa oleifera es muy efectiva para prevenir las enfermedades cardiovasculares como hipertensión, arteriosclerosis, ataques cardíacos, ictus u otros problemas del sistema cardiovascular.

Propiedades medicinales de la moringa oleifera y sus beneficios

Lámina con las principales propiedades medicinales de la planta Moringa oleifera y sus beneficios en medicina natural. Se considera un remedio antiinflamatorio y antioxidante, se utiliza en terapias contra la diabetes, obesidad, afectaciones del hígado, dolor, colesterol y posiblemente tiene aplicaciones en el cáncer.

Beneficios de la moringa para el estómago

Los bajos niveles de serotonina en el estómago y la falta de bicarbonato y de mucus en este órgano son los principales factores causantes de daños en la mucosa gástrica, que pueden resultar responsables de la aparición de gastritis, pirosis o quemazón estomacal, reflujo o úlcera gástrica. Estos bajos niveles pueden deberse a cambios bioquímicos de la mucosa gástrica producidos por el estrés. Tampoco hay que olvidar la importancia que puede desempeñar en este sentido la presencia de la bacteria Helicobacter pylori.

Se ha comprobado que la moringa es capaz de disminuir el exceso de ácido del estómago al aumentar los niveles de serotonina e incentivar la producción de bicarbonato y mucus por parte de las células caliciformes, que son las responsables de producir el mucus que protege a la pared estomacal.

Por otra parte, las propiedades antibacterianas de la moringa han resultados eficaces en el control del Helicobacter pylori, la bacteria capaz de dañar la mucosa del estómago hasta el punto de ser responsable de muchos casos de cáncer de estómago.

Propiedades de la moringa para el hígado

Las propiedades de la moringa respecto al aparato digestivo no se limitan a su valor protector del estómago, sino que se amplían hacia otros órganos como el hígado.

La moringa protege el hígado manteniendo niveles adecuados de glutatión. El glutatión es el principal antioxidante celular, y es imprescindible en los procesos de detoxificación hepática. Unos niveles adecuados de este tripéptido previenen el daño hepático. Esto hace que el uso de moringa sea interesante en casos de cirrosis, insuficiencia hepática, hígado graso, cáncer de hígado, hiperuricemia, durante tratamientos farmacológicos, o cualquier alteración en la que el estado de este órgano pueda verse comprometido.

Tampoco debemos olvidar que, tal como hemos mencionado antes, la moringa disminuye los niveles de colesterol y triglicéridos de la sangre. Todos estos factores facilitan las funciones del hígado y le ayudan a recuperarse.

Otras propiedades de la moringa

Estudios llevados a cabo en cerdos de Guinea asmáticos confirmaron que la moringa mejoró el asma, al disminuir las secreciones de los pulmones y de la tráquea.

La moringa actuó sobre el sistema nervioso central en ratas de laboratorio, eliminando las convulsiones, facilitando el sueño, disminuyendo los calambres y los síntomas de la enfermedad del Alzheimer.

La moringa es una planta comestible que se consume de forma habitual en la dieta de muchos países. Además, de las semillas de moringa se extrae un aceite comestible muy rico en omega 9.

contraindicaciones de la moringa

Contraindicaciones de la moringa

punto rojo Más información sobre la moringa

Editorial
Escrito por Editorial Equipo de Botanical-online encargado de la redacción de contenidos

11 mayo, 2020

Otros artículos de interés

El material que aquí se trabaja tiene carácter informativo. En caso de duda, consúltese con el facultativo.
"Botanical-online" no se hace responsable de los perjuicios ocasionados por la automedicación.

Botanical-online es una página informativa que describe, entre otros temas, los usos tradicionales de las plantas desde un punto de vista terapéutico. Sus descripciones no sustituyen el consejo profesional. Botanical-online no se hace responsable de la automedicación y recomienda consultar con el facultativo.
Aceptar