Revista de Plantas de Botanical-online

Alimentos ricos en hierro

¿Qué es el mieloma múltiple?

Características, causas y síntomas del mieloma múltiple

¿Qué es el mieloma múltiple?

El mieloma múltiple (MM) es un tipo de cáncer que afecta a la medula ósea. En la medula ósea encontramos células plasmáticas (son linfocitos B que al entrar en contacto con un determinado antígeno, se han transformado en plasmocitos) y células sanguíneas (glóbulos blancos, glóbulos rojos y plaquetas), siendo las primeras las que resultan anormales y cancerígenas.

Dichas células plasmáticas (en estado normal) se ocupan de la producción de anticuerpos, es decir, fabrican las inmunoglobulinas (glicoproteínas) que son las defensas de nuestro sistema inmunitario. Cuando se origina un mieloma, estas células son anormales y solo producen un tipo de inmunoglobulinas o anticuerpos, llamadas paraproteínas, proteína monoclonal o componente M.

Estas células, se ven afectadas y se acumulan en el hueso y en la medula ósea, pero no en forma de una tumoración (salvo por IgA aumentadas), sino que se diseminan en dicho espacio.

* Más información sobre los tipos de células.


Características del mieloma múltiple

El mieloma múltiple es el responsable de entre el 10-15% de cánceres que nos afectan a nivel sanguíneo. No se debe confundir con las “gammapatías monoclonales de significado indeterminado” (GMSI). Estas patologías son distintas y su tratamiento no requiere quimioterapia, pero si que es cierto que, existe la posibilidad que pueda derivar con los años en un mieloma múltiple.

Otra diferencia a nivel analítico, reside en la concentración de la proteína monoclonal. En el mieloma múltiple es superior a 3g/dl y en las GMSI es inferior. Además la MM también tiene una plasmocitosis (aparición de células plasmáticas o plasmocitos en sangre) en la médula ósea superior al 10%, que la GMSI no presenta.

Sobre un 3% de los mielomas múltiples, tienen una variante llamada leucemia de las células plasmáticas.

¿Cómo actúa el mieloma múltiple?

El mieloma múltiple afecta a los plasmocitos o células plasmáticas, que producen los linfocitos(glóbulos blancos) que fabrican anticuerpos por diferenciación de linfocitos B activados, que eliminan los agentes patógenos externos, evitando infecciones.

Cuando proliferan de forma anormal (cancerígenas) y disfuncional (fabricando un elevado numero de anticuerpos), afectan a la funcionalidad de nuestro sistema inmunitario, a su vez, también afectan a las demás células que se fabrican en la medula ósea, es decir, disminuye la cantidad y efectividad de las células sanguíneas normales, pudiendo ocasionar anemia, hemorragias por fallos de coagulación e infecciones.

Debido a su amplia proliferación, son detectables tanto a nivel sanguíneo como en orina, con una analítica de sangre u orina.

Causas del mieloma múltiple

No se ha demostrado una causa clara que haga padecer la enfermedad por mieloma, pero si que se vincula a una reiterada exposición de sustancias tóxicas, virus y/o radiaciones a lo largo de la vida. Un sistema inmunitario débil, puede favorecer dicha proliferación de éstas células disfuncionales y cancerígenas.

Debemos tener en cuenta que es una enfermedad que suele aparecer en la madurez (edad adulta), y que en dicho periodo donde nuestra vida, la producción de inmunoglobulinas disminuye, pudiéndose ver afectada dicha producción, resultando alteradas y degenerar en cancerígenas.

Síntomas del mieloma múltiple

Se puede diferenciar de una leucemia o de un linfoma por su sintomatología, que afecta mayoritariamente a los huesos.

Presenta dolor en los huesos, con una mayor facilidad y fragilidad en la rotura de éstos. Habitualmente, dicho dolor se centra en la zona de la columna vertebral, en la zona craneal, en las costillas, la pelvis, el fémur o el húmero, aunque puede afectar a casi cualquier hueso de nuestro cuerpo, motivo por el cual, se le denomina mieloma múltiple.

También presenta insuficiencia renal, hipercalcemia en sangre por perdida del calcio de los huesos (osteoporosis). Pero por la disminución de los glóbulos rojos, comparte síntomas de cansancio, debilidad, fatiga y anemia.

A su vez, por la afectación en el número de plaquetas, aumenta el riesgo de hemorragias, problemas de coagulación y facilidad en la aparición de edemas. También presenta una disminución del peso corporal, sin explicación o causa aparente, con un aumento fuera del habitual hacia las infecciones de forma recurrente.

punto rojoMás información sobre el mieloma múltiple.

Otros artículos de interés

El material que aquí se trabaja tiene carácter informativo. En caso de duda, consúltese con el facultativo.
"Botanical-online" no se hace responsable de los perjuicios ocasionados por la automedicación.

© 1999-2017 Botanical-Online SL. Todos los derechos reservados.

Ver versión de móvil