Malas hierbas tóxicas para personas y animales

Este artículo ha sido avalado por Julián Masats - Ingeniero técnico agrícola especializado en hortofructicultura y jardinería.

Malas hierbas perjudiciales para los animales o personas

Algunas hierbas silvestres pueden resultar perjudiciales para los animales o para las personas ya que contienen principios tóxicos. En el artículo siguiente presentamos dos ejemplos claros: La neguilla, una hierba de los campos de cereales y el azafrán silvestre, una hierba que crece en los pastos de animales.

La neguilla, un ejemplo de planta tóxica para personas y animales

Dibujo de flor de neguilla

Entre las plantas tóxicas que pueden crecer entre los cultivos se encuentra, por ejemplo, la neguilla, también llamada candelaria o hierba mala del trigo (Agrostema ghitago) que crece fundamentalmente sobre campos de cereales.

¿Por qué la neguilla es tóxica?

Sus semillas son ricas en agrostemina y gitaginsaponina, dos principios tóxicos que pueden incorporarse a la harina cuando sus semillas se muelan junto con los granos del trigo.

Comer habitualmente pan que contiene esta toxina produce una enfermedad llamada gigantismo que se caracteriza por los síntomas siguientes:

  • La persona que la padece suele adelgazar mucho
  • Aparecen  problemas gastrointestinales
  • Termina presentando una gran debilidad.
  • Si la intoxicación continua, puede producir su muerte.

¿Cómo afecta la neguilla a los animales?

Esta semilla también afecta a todos los animales de granja o corral con síntomas parecidos a los de las personas.

En el pasado esta enfermedad era bastante común. Afortunadamente, hoy en día resulta muy difícil de contraer dado que el tratamiento de las semillas y de los campos de cultivo ha eliminado prácticamente esta posibilidad.

El azafrán silvestre, una hierba tóxica en los pastos de animales

colquico
El cólquico (Colchicum autumnale) es una planta tóxica muy venenosa, que no se debe confundir con el azafrán. La forma más clara de distinguirlos es que el azafrán auténtico no aparece en las montañas, sino solamente cultivado

Muchas de  las intoxicaciones por malas hierbas en animales se producen cuando éstos comen el pasto donde éstas crecen algunas hierbas tóxicas.

Este es el caso del cólquico o azafrán silvestre, también llamado mataperros. Se trata de una hierba vivaz, provista de un bulbo, a partir del cual crece una flor de color rosado liloso parecido al azafrán que crece en las zonas de pasto de las montañas.

Toda la planta contiene colchicina, un alcaloide muy tóxico cuya ingestión produce dolor de estómago, vómitos, diarrea, debilitación del pulso, convulsiones e incluso, en casos graves, coma.

Se conocen muchos casos de fallecimientos de caballos, vacas y ovejas.

Intoxicaciones con azafrán silvestre en personas

Antiguamente las intoxicaciones en las personas se producían cuando se elaboraban preparados caseros contra la gota, el reumatismo o el cáncer. Se conocen muchos casos de fallecimientos.

Hoy en día, no se utiliza en preparaciones medicinales por lo que las intoxicaciones en personas son muy raras salvo en algún caso aislado en el que ha sido confundida con el azafrán.

Más información sobre las malas hierbas.

Editorial
Escrito por Editorial Equipo de Botanical-online encargado de la redacción de contenidos

11 agosto, 2020

Otros artículos de interés

Botanical-online es una página informativa que describe, entre otros temas, los usos tradicionales de las plantas desde un punto de vista terapéutico. Sus descripciones no sustituyen el consejo profesional. Botanical-online no se hace responsable de la automedicación y recomienda consultar con el facultativo.
Aceptar