Revista de Plantas de Botanical-online

Alimentos ricos en hierro

Contraindicaciones de las algas

Cuando no se deben comer algas

Contraindicaciones de las algas comestibles

En general, las algas o "verduras del mar" son un alimento saludable que no presenta contraindicaciones para personas sanas, cuando se consumen en cantidades equilibradas.

Una ración de algas podría ser adecuada y además aporta fibra, vitaminas y minerales en la dieta. Sin embargo, existen algunos motivos y determinados casos por los que se recomienda reducir o moderar el consumo de algas en la alimentación.

alga nori
Foto de alga nori

¿Cuáles son las principales contraindicaciones de las algas?

Las contraindicaciones importantes descritas para el consumo de algas son:

¿Cuántas algas es adecuado comer a la semana?

Las recomendaciones sobre el consumo de algas dependerán del tipo de dieta de cada persona. En general no se recomienda combinar las algas con alimentos muy ricos en yodo, como son la sal yodada y el pescado (los alimentos del mar principalmente).

Un consumo adecuado de algas podría ser entre 1 y 4 veces a la semana, unos 20-30 gramos de algas al día (o una cantidad inferior, en mayor frecuencia). Esta cantidad se debe disminuir más en caso de niños y personas con enfermedades del tiroides.

¿Por qué no se recomienda comer algas a diario?

El excesivo contenido en yodo de las algas provoca que, tomadas de forma diaria, puedan acarrear problemas para la salud del tiroides.

Si se consume sal marina o pescado en la dieta, se debe moderar un poco más el consumo de algas debido al riesgo de exceso de yodo. Las algas tienen una gran concentración en minerales (especialmente yodo), muy superior a la cantidad que aportan las verduras terrestres, por lo que en poca cantidad aportan muchos minerales y no es necesario comerlas en grandes platos o raciones.

RAZONES POR LAS QUE NO SE DEBEN COMER ALGAS

¿Por qué las personas con problemas en tiroides deben tomar algas con precaución?

Las personas que toman medicación para el tiroides o con problemas de hipotiroidismo, deben consumir algas con precaución, bajo consejo de su dietista, debido a que son muy ricas en yodo. Este mineral se utiliza para realizar funciones muy específicas sobre la glándula tiroides, principalmente para la producción de hormonas tiroideas. Un consumo excesivo continuado de algas podría alterar las funciones del tiroides.

sopa de algas
Sopa de algas con verduras. No se recomienda comer más de 1 ración al día de algas.

Se recomienda no tomar habitualmente algas en la dieta en caso de problemas de tiroides. Si se toman ocasionalmente, se recomienda tostar las algas previamente en una sartén para que pierdan parte de yodo por evaporación.

Las algas no se deben tomar si hay hipertoridismo o Hashimoto

En casos de hipertiroidismo o de tiroiditis autoinmune, NO se deben consumir algas ni alimentos muy ricos en yodo como la sal refinada yodada. Se han dado casos de hipertiroidismo por un consumo excesivo de algas y de sal yodada, que son los alimentos más ricos en este oligoelemento.

alga dulse
Foto de ensalada con alga dulse

En dietas para el hipertiroidismo se deben eliminar los alimentos muy ricos en yodo. Si ocasionalmente se comen algas (por ejemplo en sushi), se recomienda tostarlas previamente (pérdida de yodo por evaporación).

Además, en estos casos pueden ser adecuadas las verduras crucíferas como la col, los rabanitos o el brócoli porque sus componentes bociogénicos impiden la fijación del yodo en el tiroides.

Uno de los principales problemas de las algas es cuando se consumen en exceso, por ejemplo, la dieta macrobiótica incluye algas diariamente. Esto no es adecuado, sobre todo si existen algunos problemas de tiroides (consultar con su médico).

*Más información: Algas para hipotiroidismo e hipertiroidismo

Enfermedades autoinmunes y algas

Personas que padezcan enfermedades autoinmunes deben evitar el consumo de algas, pues éstas podrían aumentar el sistema inmunitario y agravar los síntomas de su enfermedad.

Individuos con enfermedades autoinmunes tales como esclerosis múltiple (EM), lupus (lupus eritematoso sistémico, LES), artritis reumatoide(AR), pemphigo vulgaris (un trastorno a la piel) y otras enfermedades autoinmunes, deben EVITAR consumir algas, consultar previamente con el facultativo cualificado.

¿Por qué las personas que tomen fármacos anti-coagulantes, heparina o anti-plaquetarios no pueden comer algas?

Las algas contienen vitamina K, que ayuda a “coagular” la sangre. Si se combinan los medicamentos anticoagulantes con un elevado consumo de algas, se puede alterar la manera de actuar de estos medicamentos. Si está tomando esta medicación, lo más recomendable es que consulte con su médico.

Medicación inmunosupresora y algas

Las algas pueden aumentar el sistema inmunológico, disminuyendo la efectividad de los fármacos inmunosupresores. Personas con este tipo de medicación recomienda consultar previamente con su médico.

Fenilcetonuria y algas

Existen algunos tipos de algas como la espirulina contienen fenilalanina. Por ello estos alimentos no son saludables para personas con fenilcetonúria, que es una enfermedad metabólica en la que los que la sufren no pueden metabolizar el aminoácido felilalanina, presente en la mayoría de alimentos.

punto rojo Más información sobre las algas.

Lista de algas comestibles
Arame Agar-agar Cochayuyo
Espagueti de mar Espirulina Dulse
Fucus Hiziki Kombu
Musgo de Irlanda Nori Wakame

Otros artículos de interés

El material que aquí se trabaja tiene carácter informativo. En caso de duda, consúltese con el facultativo.
"Botanical-online" no se hace responsable de los perjuicios ocasionados por la automedicación.

© 1999-2017 Botanical-Online SL. Todos los derechos reservados.

Ver versión de móvil