Consejos para mejorar la artrosis y la artritis

Artrosis en las manos, pies, rodillas, muñecas y otras articulaciones

¿Cómo hacer más soportable el dolor de artrosis o artritis?

La artrosis u osteoartritis es una enfermedad crónica, cuya única solución definitiva, en algunos casos, se halla en la cirugía. Sin embargo, teniendo en cuenta una serie de consejos, la persona con artritis o artrosis puede mejorar su calidad de vida, disminuir el dolor y soportar mejor la enfermedad. Entre los consejos o remedios más importantes tenemos:

Evitar la obesidad y el sobrepeso, disminuir el peso

El consejo primordial y principal que tenemos que tener en cuenta ante todo es la pérdida de peso en caso de que exista obesidad o sobrepeso.

Adelgazar es la mejor manera de liberar de presión excesiva a las articulaciones, especialmente aquellas que aguantan el exceso de peso corporal (rodillas, pies, tobillos, caderas y columna vertebral).

¿Cómo debe ser una dieta para adelgazar para la artrosis?

Comenzar una dieta para adelgazar es lo primero que tendrían que hacer las personas que sufren de problemas en las articulaciones. Para ello, es necesario tener en cuenta que, además de consumir mucha verdura, hay que seguir consumiendo grasas buenas antiinflamatorias, como las que proceden de las semillas (sobre todo cáñamo, nueces, linaza y chía) y del pescado graso.

Tampoco hay que excluir de la dieta los alimentos ricos en proteínas vegetales, magnesio y calcio, por el efecto protector que han demostrado estos alimentos: legumbres (lentejas, garbanzos, etc.), el trigo sarraceno, las almendras, etc.

Sí que hay que eliminar los fritos y la comida industrial, en general.

Ejercicio físico dirigido por un fisioterapeuta experto en entrenamiento

Otra de las mejores maneras de ayudar a las articulaciones es el ejercicio. Sin embargo, para que este ejercicio sea adecuado, debe ser dirigido por un experto. El sedentarismo es muy perjudicial para las enfermedades de los artríticos.

El ejercicio de intensidad moderada, controlado con máquinas, es el más adecuado para fortalecer las articulaciones y evitar lesiones. Realizar ejercicios de fuerza ayuda a vitalizar los músculos y reducir la tensión de las articulaciones.

ejercicio en maquinas

Las máquinas son muy útiles porque guían los movimientos y permiten entrenar la fuerza y músculos específicos, con un riesgo muy bajo de lesión.

Errores muy frecuentes sobre el ejercicio

Cada paciente debe ser consciente de sus límites y realizar ejercicios de la articulación afectada sin que ello le produzca dolor. Es importante que se empiecen los ejercicios poco a poco e ir aumentando la dificultad progresivamente.

La constancia en los ejercicios y el descanso son fundamentales. La duración de los ejercicios puede ser de 20-40 minutos al día. La intensidad de los ejercicios dependerá de cada persona.

Se debe evitar practicar deporte o ejercicios violentos que puedan sobrecargar las articulaciones, como saltar, hacer jogging, correr a gran velocidad, jugar a fútbol, etc.

Aquellos movimientos descontrolados o bruscos, que implican una excesiva tensión sobre las articulaciones, no son adecuados para las personas mayores de 50 años porque pueden lesionarlas. Este consejo es especialmente aplicable a los enfermos de artritis o artrosis.

¿Es bueno que las personas con artritis carguen peso?

Llevar bolsas con mucho peso o transportar cargas pesadas no es equivalente a un entrenamiento de fuerza y puede ser peligroso para las personas con artritis.

Cuando se trasladan objetos pesados de un lugar a otro, se fuerzan las articulaciones, no se controlan los movimientos y se pueden producir contracturas, tirones, sobrecargas musculares e incluso caídas, esguinces o roturas de huesos.

Por este motivo, para prevenir las lesiones articulares, se recomienda utilizar instrumentos que ayuden a llevar los pesos de un lugar a otro sin tener que colgarlos de los brazos, como carritos con ruedas. En caso de no llevar mucho peso en los brazos, es mejor distribuirlos en ambos brazos.

ejercicio en maquinas

Los zapatos son muy importantes para tener una buena postura corporal.

Cambiar los zapatos del día a día por unos más respetuosos con la ergonomía

Otro de los aspectos muy importantes son los zapatos. Lo ideal son unas zapatillas de deporte con un buen acolchado en la suela, que amortigue los golpes secos del pie sobre el terreno y así permita que las articulaciones no reciban un impacto tan fuerte.

Los zapatos de suela dura, de tacón medio o alto, o sin agarre (tipo chancletas o sandalias), no se deberían utilizar todos los días. Zapatos de este estilo no serían adecuados para ir a pasear o para pasar todas las tardes caminando.

Practicar actividades relajantes

Ciertas prácticas como el yoga resultan particularmente interesantes para la artitis ya que mejoran el tono muscular y producen tranquilidad y bienestar. Es sumamente importante que esta actividad se haga con la ayuda de un profesor que conozca los movimientos más adecuados en función del tipo de dolor.

Se debe tener en cuenta que no hay que forzar los movimientos, es decir, hay que intentar mover las extremidades mediante estiramientos voluntarios de la musculatura, sin utilizar la mano o la pared para forzar un estiramiento.

Natación para la artritis

Otra de las prácticas que ayuda mucho son los ejercicios acuáticos. Este tipo de ejercicios son muy adecuados si no se dispone de un entrenador personal, porque consiguen mejorar la fuerza muscular.

Evitar las posturas y los movimientos incorrectos en las actividades diarias

Mantener una buena higiene postural evita sobrecargas musculares y dolor articular. Esto es más importante cuando se realizan actividades repetitivas o se mantienen posturas durante mucho tiempo, por ejemplo en el trabajo.

Hay que mantener el monitor o pantalla a la altura correcta, tener una silla adecuada, evitar mantener posturas forzadas (evitar piernas entrecruzadas todo el día, etc.), leer en una posición cómoda, etc.

Para proteger la columna, cuando levantemos algún peso, no debemos doblar la espalda y levantar el peso enderezándonos sino que se debe flexionar las rodillas y levantarse con la ayuda de los músculos de las piernas.

Técnicas de relajación

El estrés es una de las principales causas que produce tensión y dolor en las articulaciones. Liberarse del estrés es crucial en los artríticos, para ello se pueden aprender a realizar ejercicios de relajación documentándose sobre el tema o asistiendo a algún curso especializado.

Para que el organismo se encuentre relajado es esencial dormir bien, tener un buen ambiente social y laboral y estar en contacto con la naturaleza. Evitar el insomnio , reducir el nerviosismo, y dormir plácidamente ayudará a mejorar su estado.

naturaleza

Actividades en compañía y en la naturaleza resultan muy relajantes y beneficiosas.

Consejos generales para disminuir el dolor en las articulaciones

  • Baño caliente matinal: La mejor de comenzar el día es realizar un baño de agua caliente. Para que tenga un efecto terapéutico mayor, añadiremos una taza de sal marina o de sal de magnesio. El agua de baño relaja, disminuye el estrés, la rigidez que los artríticos experimentan por la mañana y reduce el dolor.

  • Baños de pies y manos: cuando la rigidez o el dolor afecta especialmente a las manos o los pies, es conveniente realizar baños de manos o pies. Para ello poner agua caliente en el bidé y dejar en ella los pies o las manos durante 5 minutos. Realizar fricciones en estos miembros con un poco de aceite de romero o cacahuete y dejar descansar en el agua durante 10 minutos más.

  • Masajes en las articulaciones: Los masajes de las zonas doloridas pueden constituir la forma más adecuada para reducir el dolor. El masaje aumenta la circulación en la zona, drena la misma y regenera el líquido sinovial. Estos masajes se pueden realizar utilizando aceites, como el de romero, para aumentar sus propiedades terapéuticas.

  • Arcilla caliente: En forma de cataplasma, en días alternativos, puede ayudar a disminuir el dolor

  • Llevar la dieta adecuada: Para evitar la inflamación articular debería llevarse una dieta pobre en grasas perjudiciales y rica en alimentos vegetales, con gran cantidad de verduras frutas y cereales integrales. En ciertos artríticos los ataques son producidos como resultado de procesos alérgicos producidos por ciertos alimentos. Conocer y evitar estos alimentos es crucial.

  • Utilizar la fitoterapia y los complementos adecuados: Ciertas plantas o complementos permiten reducir la inflamación y aliviar el dolor.

mejores plantas dolor articular

Las mejores plantas para el dolor articular

Otros consejos interesantes

  • Si se produce hinchazón de manos y dedos nocturna, es conveniente utilizar guantes elásticos en la cama.

  • Si se producen dolores nocturnos en las muñecas, utilizar muñequeras rígidas mientras se duerme.

  • Si se duerme de costado, colocar la almohada entre el cuello y la cama.

Pulseras de cobre para la artritis

¿Son efectivas las pulseras de cobre en el tratamiento del dolor? Aunque no existen pruebas médicas sobre la efectividad real de este tipo de pulseras, según algunas teorías, parece ser que el organismo absorbe el cobre que se disuelve con el sudor de la pulsera a través de la piel. Dadas las propiedades analgésicas de este metal, el cobre obtenido de esta manera ayudaría a aliviar el dolor. Muchos enfermos han expresado personalmente que sienten alivio cuando llevan las pulseras.

*Más información: Pulseras de cobre

punto rojoMás información sobre remedios naturales, dieta y suplementos para la artrosis.

Editorial
Escrito por Editorial Equipo de Botanical-online encargado de la redacción de contenidos

Otros artículos de interés

El material que aquí se trabaja tiene carácter informativo. En caso de duda, consúltese con el facultativo.
"Botanical-online" no se hace responsable de los perjuicios ocasionados por la automedicación.

Botanical-online es una página informativa que describe, entre otros temas, los usos tradicionales de las plantas desde un punto de vista terapéutico. Sus descripciones no sustituyen el consejo profesional. Botanical-online no se hace responsable de la automedicación y recomienda consultar con el facultativo.
Aceptar