El cultivo de los espárragos

Cómo plantar Asparagus officinalis

Cómo cultivar espárragos

esparrago planta yema
Foto de yema de espárrago triguero o espárrago silvestre. Se aprecia, de fondo, una rama de la esparraguera.

Los espárragos son un vegetal que se obtiene a partir de los tallos de la esparraguera (Asparagus officinalis). Tienen un sabor muy característico y aromático, ligeramente amargo, y su textura es tierna. De las variedades cultivadas se obtienen los espárragos blancos, más gruesos que los espárragos silvestres, también llamados espárragos trigueros.

Usos de los espárragos cultivados

Como planta cultivada, se cultiva por sus tallos jóvenes. Estos crecen a partir de un rizoma subterráneo. Debemos tener en cuenta que el espárrago es una planta dioica, es decir que existen ejemplares masculinos y ejemplares femeninos. Para el cultivo se utilizan fundamentalmente plantas masculinas, que son las que producen mayor cantidad de tallos en un tiempo menor.

Por otra parte, al no producir semillas, es más fácil controlar su cultivo. (Las plantas femeninas dispersarían las semillas descontroladamente y darían lugar a un crecimiento vegetal demasiado apretado, lo que dificultaría la producción de tallos jóvenes y favorecería la aparición de enfermedades).

Espárragos: Clima y emplazamiento

  • La esparraguera es una planta que se adapta en climas templados, tropicales o subtropicales. Prefiere un lugar despejado aunque libre de vientos o corrientes de aire fuertes.
  • Necesita luz. Crece mejor entre los 18 y los 25 ºC. Se considera que temperaturas diurnas inferiores a los 15 ºC o nocturnas inferiores a los 10 ºC detienen su crecimiento.
  • Los espárragos se desarrollan mejor con una humedad ambiental del 60 al 70 %. Debemos evitar lugares ventosos que resecan la humedad del aire e imposibilitan su cultivo.

Espárragos: Suelo, preparación y abonado

Los espárragos prefieren suelos profundos, frescos y con buen drenaje. Una acumulación de agua en el suelo puede producirle la muerte de las raíces. El pH adecuado se sitúa entre 6,5 y 7,8. Aguanta muy bien los terrenos salinos.

No son adecuados suelos pedregosos, puesto que las piedras pueden dañar las cabezas de los tallos tiernos cuando estos crecen.

Preparación del suelo para cultivar espárragos

  • La producción de espárragos dura unos 10 años. En primer lugar, hay que labrar el terreno, con una labranza bien profunda y otras seguidas más superficiales tendentes a desmenuzar bien el suelo.
  • Al mismo tiempo que se realizan estas tareas, se añade el estiércol al terreno a razón de 500 kg por cada 100 m2. Además del estiércol, se debe añadir unos 90 gramos cada 100 m2 de fósforo (P2 O5) y unos 2,5 kg potasio (K2O). Es bueno, además añadir 1,5 kg de nitrógeno, dividido en tres aplicaciones a lo largo de este primer año.
  • En el segundo año, en invierno, se irán añadiendo en abonado de fondo unos 150 kg de estiércol por cada 100 m2 todos los años, unos 90 de fósforo (P2 O5) y 1,5 kg de potasio (K2O). En abonado de cobertura de 1 a 2 kg de nitrógeno (N), de 0,5 a 1 kg de fósforo (P2 O5) y de 1,5 a 2,5 kg de potasio (K2O)
  • A partir del tercer año se añadirán como abonado de fondo de 1 a 2 kg de nitrógeno (N), de 0,5 a 1 kg de fósforo (P2 O5) y de 1,5 a 2,5 kg de potasio (K2O). Como abonado de cobertura, añadir 1 kg de nitrógeno (N).

*Más información: Mejorar tipos de suelo

Espárragos: Riego

La planta crece mejor con agua abundante, aunque no soporta los encharcamientos. Sin embargo, la esparraguera es capaz de adaptarse en climas con pluviometrías muy diferentes, soportando bien las zonas secas.

Deberá regarse después de la plantación. Posteriormente, se regará durante el crecimiento vegetativo y durante la época de recolección. En general, se procurará que el terreno se mantenga húmedo, sin encharcarlo. Para ello, en climas secos puede ser necesario regar un par de veces cada semana.

¿Cómo es mejor regar los cultivos de esparragueras?

La mejor manera de regar los espárragos es mediante goteo, dado que este procedimiento permite mantener una humedad constante. Si no disponemos de goteo, utilizaremos riego por gravedad.

Se evitará el riego por aspersión durante la época de crecimiento de la planta dado que este sistema la moja demasiado y puede favorecer la aparición de numerosas enfermedades fúngicas. Sin embargo, el sistema de aspersión resulta útil durante los riegos realizados en época de recolección.

A partir de finales de verano, y especialmente en épocas cálidas y lluviosas, se dejará de regar para evitar rebrotes innecesarios que podrían agotar las reservas del rizoma destinadas a producir.

Como indicadores de un riego adecuado, hay que tener en cuenta que una falta de riego produce plantas bajas y de poco vigor, mientras que un exceso de riego se manifiesta en forma de amarillamiento del material vegetal exterior.

Espárragos: Reproducción

¿Cómo se siembran los espárragos? Producción de rizomas a través de semillas

Una de las formas de propagar los espárragos es mediante semillas. Las semillas se siembran en semillero para luego trasplantar los rizomas o garras en el emplazamiento definitivo.

La siembra de semillas se lleva a cabo cuando finaliza el invierno o a principios de primavera a una profundidad de un par de dedos. Se necesita una temperatura mínima de 6 a 8 ºC para que las semillas puedan germinar, siendo la mejor temperatura de 0 a 25 ºC. A partir de 35 o 40 ºC la germinación se detiene.

A partir de las semillas, va creciendo la planta durante toda la primavera y verano hasta que llega el otoño y se seca. En este momento se corta toda la parte exterior de la planta, dejando solamente el rizoma debajo de la tierra que permanecerá activo durante todo el invierno. Cuando llega la primavera, se sacan los rizomas para plantarlos en su lugar definitivo.

¿Cómo se plantan los rizomas de espárragos?

Antes de realizar la plantación debemos escoger los rizomas que estén en buenas condiciones, que son aquellos que no presentan síntomas de podredumbre y que se vean en buen estado general. Deben tener un peso superior a los 20 gr. Los rizomas realizados a través de plantación propia deberán tratarse adecuadamente para eliminar posibles plagas o enfermedades.

Rizoma de espárrago listo para ser plantado en cultivo
Foto de rizoma de espárrago listo para plantarse

Si se prefiere, se puede optar por comprar rizomas en tiendas especializadas. Éstos ya presentan el tamaño y las características adecuadas. Además, ya están desinfectados.

Los rizomas de los espárragos pueden plantarse de dos maneras diferentes:

  • Plantación en zanjas: Se abren zanjas de unos 30 a 40 cm de profundidad, distanciadas entre 1,8 y 2,3 m una de otra. Los rizomas deben plantarse a unos 10 cm de profundidad, separados unos de otros entre 40 y 50 cm.
  • Plantación en surcos: Se abren surcos de unos 20 a 30 cm de profundidad, distanciados entre 1,5 y 2 m uno de otro. Los rizomas deben plantarse a unos 10 cm de profundidad, distanciados entre 30 y 40 cm uno de otro.

Si deseamos obtener espárragos verdes, la distancia entre surcos o entre plantas se puede disminuir. En el cultivo de espárragos verdes no es necesario realizar caballones.

Espárragos: Aporcado y tareas de mantenimiento

¿Cómo se realiza el aporcado de los espárragos blancos?

  • Aporcado: Para conseguir espárragos blancos, es necesario realizar la técnica del aporcado. Esta técnica consiste en acumular tierra sobre el rizoma a medida que este vaya produciendo la parte exterior de la planta. De esta manera, se consigue que los tallos tiernos o turiones permanezcan bajo tierra y se desarrollen blanquecinos por falta de luz que impide que estos desarrollen clorofila.
  • Descalzado o descaballonado: No obstante, precisamos de la existencia de cierta parte de la planta externa para que pueda captar la luz necesaria para realizar la función clorofílica y permitir el desarrollo del rizoma subterráneo y los turiones comestibles. Para ello, de tanto en tanto, se dejan algunos turiones sin cubrir de manera que, a partir de estos, se va desarrollando la planta externa, que es la que permite el crecimiento de toda la masa vegetal. El proceso de dejar libre al exterior algunos de los turiones se denomina descalzado o descaballonado.
  • No se debe aporcar para obtener espárragos verdes: Si se desean producir espárragos verdes, no debemos aporcarlos dado que la luz debe incidir sobre ellos para el desarrollo de la clorofila que es la que le otorga el verdor.

¿Qué otras faenas de mantenimiento son necesarias en el cultivo de los espárragos?

Además de los aporcados y descaballonados necesarios, hemos de tener en cuenta una serie de faenas que pueden permitir el buen crecimiento de los espárragos. Entre estas se encuentran:

  • Escardas: la faena de eliminar las malas hierbas puede realizarse manualmente o con herbicidas.
  • Acolchado: Se realiza cubriendo la plantación con plásticos transparentes, para retener la humedad y aumentar la temperatura con lo cual se adelanta la producción.
  • Podas: La poda se llevará a cabo cuando se seca la parte externa, lo cual se produce después de la recogida de los turiones. La poda se realiza mediante una siega a ras del suelo, manual o mecánicamente.

¿Cuándo y cómo se recogen los espárragos?

Los espárragos tardan unas cuatro temporadas en producir turiones adecuados para el consumo o la venta. A partir del cuarto año ya se pueden recoger, pudiendo alargarse el proceso productivo hasta los diez años. A partir del sexto podemos decir que ya son totalmente productivos.

En caso de cultivo en zonas tropicales o subtropicales, la producción se produce durante el primer año de cultivo.

La recolección se lleva a cabo diariamente desde que empieza la primavera hasta comienzos de verano. En el caso de los espárragos blancos se realiza manualmente, utilizando cortadoras afiladas especializadas. En caso de espárragos verdes, se puede realizar mecánicamente, lo que resulta conveniente en cultivos extensivos.

Se deben recoger aquellos espárragos en el momento en que estén listos para el consumo la venta. Para ello se tendrán en cuenta las normas establecidas por las autoridades competentes. Los espárragos inmaduros o aquellos que presenten las brácteas de las cabezas abiertas, no resultan adecuados para la comercialización.

Espárragos, recolección y conservación:

A la hora de recoger los espárragos hay que ser cuidadosos para no dañarlos. Los espárragos cortados se deben recoger lo antes posible del suelo para que no se vuelvan duros. Se colocarán siempre en posición vertical para que no se doble el extremo y con la parte inferior del tallo dentro del agua para que se mantenga tierno.

Los espárragos se pueden conservar en frío a un temperatura de unos 2 o 3 ºC y una humedad del 95 %. En caso de destinarse al consumo en fresco, se realizan pequeños manojos atados con una cinta elástica. Previamente, tanto si destinan a conservas como a su consumo directo, se deberán refrigerar y lavar adecuadamente. En caso de destinarse a la industria. Además del enfriamiento y la limpieza deberán escaldarse y pelarse.

Espárragos: Utilización

Se cultiva para la producción de turiones (tallos tiernos y jóvenes) que son destinados a la alimentación humana. (Más información sobre las propiedades alimentarias en el listado inferior)

contraindicaciones de los esparragos

Contraindicaciones de los espárragos

punto rojoMás información sobre las propiedades y recetas con espárragos.

Este artículo ha sido avalado por Julián Masats - Ingeniero técnico agrícola especializado en hortofructicultura y jardinería.
Editorial
Escrito por Editorial Equipo de Botanical-online encargado de la redacción de contenidos

22 febrero, 2021

Otros artículos de interés

El material que aquí se trabaja tiene carácter informativo. En caso de duda, consúltese con el facultativo.
"Botanical-online" no se hace responsable de los perjuicios ocasionados por la automedicación.