Utilidad de las abejas domésticas y salvajes

Funciones de las abejas

¿Por que las abejas son tan importantes?

Hay muchos tipos de abejas

Abeja
Con el nombre de abeja se hace referencia a muchas especies de ápidos.

Este grupo de animales es importante porque existen miles de especies de abejas en el mundo, ya que la abeja de la miel o Apis mellifera sólo es una especie más. Estos insectos presentan distintas morfologías como adaptación a su modo de vida.

En este grupo se cuentan los abejorros, que son abejas sociales de gran tamaño y cuerpo robusto o las abejas solitarias, de tamaño relativamente pequeño. Las abejas carpinteras son grandes como un abejorro y también son de costumbres solitarias.

Las abejas están en simbiosis con las plantas

La importancia de estos insectos radica en el hecho que estos animales están en simbiosis con las plantas en lo que se conoce como polinización.

Del modo en cómo interaccionan las especies vegetales y estos animales depende la salud de ambos participantes de dicha simbiosis y como repercusión, de ello depende el equilibrio del Planeta Tierra.

¿Qué beneficios nos aportan estos insectos?

Estos artrópodos son muy importantes para la producción de árboles frutales y de verduras.
Manzano en flor
Las abejas son muy útiles para polinizar los árboles frutales. Foto de manzano en flor.

Las abejas no solamente cumplen un rol fundamental para la buena salud de la flora del territorio. Sin estos insectos voladores no tendríamos la gama de frutas o verduras de hoy en día o, por lo menos, mucha de la producción agrícola a nivel europeo y también a escala planetaria se vería comprometida.

Por lo tanto, con la desaparición de las abejas no está sólo en juego el futuro del planeta sino también el de las personas, que pasa por la agricultura y sus formas de producir alimentos.

¿Cómo podemos salvar a las abejas?

Estar en armonía con el entorno

Las principales medidas para salvaguardar a estos himeópteros deben poner hincapié en concienciar a las personas y a los gobiernos para que utilicemos medidas mucho más saludables con el entorno y para la salud de los propios insectos. También se debe poner énfasis en regular aquellas sustancias que se ha demostrado que son tóxicas para estos animales.

La puesta en práctica de la agricultura ecológica o de la agricultura tradicional en la medida de lo posible puede ayudar a mejorar la situación de este himenóptero doméstico y de las especies salvajes. Y en definitiva, deberíamos las personas cuidar mejor del paisaje en el que se desenvuelven estos insectos de intangible utilidad para el ser humano y la naturaleza.

Utilizar subespecies autóctonas

La abeja negra europea (Apis mellifera mellifera) es la forma nativa de la Península Ibérica y de la Europa Occidental. Esta raza de abeja es carácter un poco agresivo, pero nada que no se puede tener bajo control con un poco de experiencia.

Existen varias subespecies o razas de abejas domésticas, aunque de la preservación de todas estas razas y la utilización de sus formas en función de la zona geográfica depende la supervivencia y sostenibilidad de la apicultura, de las abejas y, al final de todo, de las propias plantas y cultivos.

Más información sobre las abejas.

Editorial
Escrito por Editorial Equipo de Botanical-online encargado de la redacción de contenidos

Otros artículos de interés

Botanical-online es una página informativa que describe, entre otros temas, los usos tradicionales de las plantas desde un punto de vista terapéutico. Sus descripciones no sustituyen el consejo profesional. Botanical-online no se hace responsable de la automedicación y recomienda consultar con el facultativo.
Aceptar