Receta de pencas de acelgas fritas

Este artículo ha sido avalado por Elisenda Carballido - Dietista nutricionista. Postgrado en Fitoterapia y máster en Nutrición y Metabolismo.

¿Cómo preparar las pencas de las acelgas?

Pencas de acelgas

Algunas personas, cuando preparan las acelgas,  desechan la parte de los tallos o pencas, porque son partes algo más leñosas y que requieren más tiempo de cocción que la parte verde de la hoja. Sin embargo, tradicionalmente (o en la cocina de aprovechamiento que se practicaba antaño), estas partes de la verdura se aprovechan igualmente para cocinar.

¿Cómo se preparan las pencas de las acelgas?

Se pueden preparar de muchas formas. Una de ellas es hervirlas (separadas de la parte verde de las hojas, pues necesitan más tiempo de cocción) y luego escurrirlas y servirlas así aliñadas con aceite y sal, o bien cubiertas en salsa bechamel y gratinadas en el horno.

Otra opción, un poco más elaborada, es la que les proponemos a continuación: rebozar y freír las pencas de las acelgas.

Ingredientes:

  • Pencas de acelgas, sin la parte verde de la hoja
  • Huevo
  • Harina
  • Aceite de oliva para freír

Preparación

Limpiamos las acelgas, separando las pencas (pecíolo) de la parte verde de las hojas (limbo). Las hojas las podemos hervir y preparar con aceite y sal, o en esta receta de «acelgas a la catalana«.

Separamos las pencas de las hojas.

Preparar un plato con huevo y otro con harina para rebozado. Se enharinan y pasan por el huevo las pencas.

Freír en una sartén, cuando el aceite esté bien caliente (¡pero que no llegue a humear!)

Freír las pencas

Cuando estén doradas, retirar las pencas y colocar en un plato para servir, escurriendo bien el aceite.

Pencas de acelgas rebozadas y fritas.

Beneficios de las pencas de acelgas fritas

Se trata de un plato típico de la cocina de aprovechamiento, para no tirar las pencas de las acelgas. Como es obvio, al ser un plato frito, no es una comida de la que se deba abusar, especialmente en caso de problemas de colesterol, obesidad o sobrepeso.

Es un plato muy saludable, tradicional y de proximidad, pues las acelgas son verduras que podemos encontrar creciendo silvestres en nuestro huerto (como es nuestro caso). En cuanto a los beneficios de este plato, destaca el alto contenido en clorofila, betacarotenos (vitamina A) y ácido fólico, propio de todas las verduras de hoja verde. Es por tanto un plato muy depurativo, que nos aporta antioxidantes y nos nutre.

Editorial
Escrito por Editorial Equipo de Botanical-online encargado de la redacción de contenidos

18 marzo, 2020

Otros artículos de interés

El material que aquí se trabaja tiene carácter informativo. En caso de duda, consúltese con el facultativo.
"Botanical-online" no se hace responsable de los perjuicios ocasionados por la automedicación.

Botanical-online es una página informativa que describe, entre otros temas, los usos tradicionales de las plantas desde un punto de vista terapéutico. Sus descripciones no sustituyen el consejo profesional. Botanical-online no se hace responsable de la automedicación y recomienda consultar con el facultativo.
Aceptar