indice
Icono de Blog de Plantas
iniciodiccionariorevista gratuitacursosforobibliografiarecomendar

 

REVISTA DE PLANTAS

revista

 

REMEDIOS CASEROS

remedios curativos

 

 

 

ALIMENTOS DESACONSEJADOS
EN LA DIETA DE LA HIPERTENSION

( La sal y la hipertensión)

 


Dieta e hipertensión: Alimentos que deben evitarse para la presión arterial alta

.

Existen una serie de alimentos que deben reducirse o eliminarse para evitar la hipertensión:Los alimentos ricos en sodio

El consumo excesivo de sal constituye un enemigo para la hipertensión. La sal contribuye a que el organismo retenga más líquidos lo que produce una presión sobre las arterias y es el responsable del aumento de la presión arterial. Reducir el consumo de sal es una buena manera de evitar la aparición de la hipertensión.

La sal se puede ingerir directamente, salando los alimentos, o a través de la que contienen los mismos alimentos. Sin embargo la mayor parte de la sal se ingiere a través de aquellos productos procesados que contienen este mineral.

Para evitar al máximo una ingestión excesiva de sal se tendrían que tener en cuenta las siguientes recomendaciones, que son especialmente obligatorias en la dieta de los hipertensos pero que deben tenerse en cuenta como una manera de prevenir la hipertensión en todas las personas:

.

.

Cómo reducir la sal en las comidas

.

  • Evitar siempre sazonar los alimentos con sal. En su lugar puede darse sabor a las comidas utilizando hierbas o especias. Las hojas de romero , salvia, laurel, albahaca, etc, constituyen estupendos recursos que proporcionarán más sabor a los alimentos sin aumentar el consumo de sodio. Espolvorear la comida con polvo de ajo rallado o con cebolla, evitando la sal de ajo o la sal de cebolla pueden ser también dos recursos muy interesantes.
  • Evitar el uso de carnes ahumadas o curadas que son muy ricas en sal. Entre estos alimentos mencionaríamos la panceta, el tocino, el jamón salado, los embutidos
    ( mortadela, salami, salchichas, pavo...) los pescados en conserva ( sardinas, atún, caballa, salmón, etc.
    )
  • Elegir preferiblemente alimentos frescos o, en su defecto, alimentos congelados, evitando los alimentos en conserva que contienen mucha sal. Cuando esto no sea posible, quitar la sal con abundante agua.


  • Controlar la ingestión de queso eligiendo aquellas clases que contengan ninguna o poca sal y poca grasa.

.

  • Evitar aquellas salsas que contengan sal. En su lugar sustituirlas por otras variedades bajas en sal.


  • Evitar el uso de vegetales en salazón ( pepinillos, aceitunas, ...)

  • Evitar los frutos secos , cereales, frutas o tubérculos salados ( almendras, cacahuetes, pistachos, nueces, avellanas, palomitas de maíz, pipas saladas, patatas fritas saladas, etc) En su lugar utilizar estos alimentos sin salar.



  • Evitar la tentación del uso de la sal, alejándola de la mesa.

 

CONTROLAR LAS ESTIQUETAS DE LOS ALIMENTOS

Cuando se compran los alimentos, se debe controlar la presencia de la sal en las etiquetas, rechazando aquellos alimentos procesados cuyos datos no aparecen o no se puedan leer claramente.

Existen alimentos que se venden como " dieteticamente sanos" que contienen cantidades excesivas de sal. Entre estos tenemos los cereales para el desayuno, el pan, quesos light, etc. Una ojeada al cuadro siguiente mostrará algunos alimentos que contienen mucha sal.)

 

 

 

longanizas

Los embutidos contienen mucha sal

 

Sardinas saladas

Los alimentos en salazón son especialmente ricos en sal, como las aceitunas o las sardinas saladas.

 

Alimentos que comemos habitualmente con mucha sal

 

El cuadro siguiente muestra el contenido de sal de algunos alimentos utilizados habitualmente.

.

LISTA DE ALIMENTOS RICOS EN SODIO
Alimentos
Cantidad
Contenido en sal
Alimentos para "picar"
Patatas fritas 100 g 656 mg
Palomitas de maíz 100gr 365 mg
Avellanas saladas 100 g 780 mg
Pistachos salados 100 g 780 mg
Almendras saladas 100 g 780 mg
Cacahuetes salados 100 g 400 mg
Pipas 100 g 603 mg
Galletas 100 g 600 mg
Comidas en lata
Sardinas 100 g 280 mg
Atún 100 g 310 mg
Tomate en conserva 100 g 420 mg
Espárragos escurridos sin enjuagar 100 g 240 mg
Sopa de pollo 100 g 386 mg
Maíz 100 g 335 mg
Condimentos
Sal de mesa 1 cucharada de té 2300 mg
Sal de ajo 1 cucharada de té 2060 mg
Salsa de soja 1 cucharada de té 1032 mg
Bicarbonato de soja 1 cucharada de té 1260 mg
Productos cárnicos ahumados, curados o procesados
Embutido 100 g 1235 mg
Salchichas de pavo 100 g 878 mg
Salmón ahumado 100 g 784 mg
Hamburguesa 100 g 561 mg
Leche y derivados
Queso Cheddar 100 g 620 mg
Mozzarela 100 g 373 mg
Queso de cabra duro 100 g 346 mg
Mantequilla 100 g 286 mg
Margarina 40 % de grasa vegetal 100 g 959 mg
Cereales
Kellocks Special K 100 g 935 mg
Corn flakes 100 g 900 mg
All-bran 100 g 112 mg
Alimentos vegetales procesados
Miso 100 g 3647 mg

.

Otros alimentos que no son aconsejables si se padece de hipertensión

 

- Alimentos ricos grasas saturadas: Los alimentos ricos en grasas saturadas aumentan el nivel de colesterol en la sangre, pueden producir trombos en las arterias y dificultan la circulación sanguínea por lo que resultan desaconsejados para los hipertensos. ( Para más información de este tipo de alimentos consúltese el enlace " alimentación y colesterol " ) Por otra parte el consumo excesivo de grasas es también responsable de la obesidad uno de los factores que predispone a la aparición de la hipertensión.

- Consumo moderado de alcohol : Según algunos especialistas el consumo moderado de alcohol puede incluso rebajar la hipertensión al conseguir mejorar la circulación. ( Ver más información) Sin embargo, hay que ser muy prudentes con el uso de bebidas alcohólicas. Muchos estudios demuestran como la reducción de la obesidad e ingestión de alcohol han producido descensos significativos en personas con hipertensión.

- Alimentos ricos en azúcar o glúcidos: Las pastas, los caramelos, los postres dulces en general contienen mucho azúcar el cual predispone a la aparición de la diabetes y muchos problemas del riñón que pueden ser responsables de la hipertensión. Por otra parte, estos alimentos tienen muchas calorías lo cual contribuye a producir personas obesas. La sustitución de estos alimentos por frutas frescas o zumos de frutas es una manera de evitar el deseo incontrolable de alimentos dulces y evitar problemas de salud.

punto rojo Mas información sobre la hipertensión en el listado superior

Temas relacionados: Dieta adecuada para la hipertensión , La sal en la alimentación,

El material que aquí se trabaja tiene un carácter informativo. En caso de duda consúltese con el facultativo.
" Botanical" no se hace responsable de los perjuicios ocasionados por la automedicación.


www.botanical-online.com
El Mundo de las Plantas

©1999-2014 Botanical-online SL.Todos los derechos reservados. Política de uso