Características de la serpiente de jarretera

Ficha de la serpiente de jarretera, Thamnophis sirtalis

Cómo es la serpiente de jarretera

Nombre común: Serpiente de jarretera / Culebra rayada / Culebra listonada común

Nombre científico: Thamnophis sirtalis

– Nombres en otros idiomas:

  • Inglés / English: Common gartersnake
  • Francés / Français: Couleuvre rayée / Serpent-jarretière
  • Gallego / Galego: Cobra raiada común
  • Italiano: Serpente giarrettiera
  • Portugués / Português: Cobra-Liga-Comum
  • Alemán / Deutsch: Gewöhnliche Strumpfbandnatter
  • Holandés / Nederlands: Gewone kousenbandslang
  • Rumano / Română: Şarpe jartieră comun
  • Sueco / Svenska: Strumpebandssnok

Clasificación:

Clase: Reptiles

Orden: Ofidios

Familia: Colúbridos

  • Longitud: 55 cm.
  • Peso: 150 gramos.
  • Hábitat: Bosques, prados, jardines, campos de cultivo.
  • Distribución: Norteamérica.
  • Costumbres: Especie diurna, semiacuática.
  • Alimentación: Carnívora (anfibios, peces, lombrices de tierra, caracoles, aves, pequeños mamíferos).
  • Reproducción: Ovovivípara. Gestación: 2 – 3 meses. Parto: 5 – 80 crías.
  • Enemigos: Grandes peces, mamíferos carnívoros, tortugas depredadores, aves rapaces, etc.
  • Longevidad: 2 años, en estado salvaje. 6 – 10 años, en cautividad.

¿Qué es la serpiente de jarretera?

Thamnophis sauritus
Thamnophis sauritus es muy parecida a Thamnophis sirtalis, pero tiene la sección de su cuerpo más fina

Thamnophis sirtalis es una serpiente no venenosa de tamaño medio.

Aspecto físico de la serpiente de jarretera

La serpiente de jarretera o también llamada culebra rayada presenta un patrón de bandas amarillentas sobre fondo castaño o verde, aunque existe gran variabilidad cromática en esta especie: verde, rojizo, castaño, negro, naranja, dorado… Thamnophis sirtalis es la especie dentro de su género que exhibe una mayor riqueza en el patrón de coloración a nivel dorsal. Esto es especialmente cierto en determinadas poblaciones, como las de la la isla Royale, en los Grandes Lagos, a la frontera entre Canadá y los Estados Unidos.

En esta especie el melanismo, entendido como el exceso de pigmentación oscura de los individuos de alguna especie animal, es raro, salvo en algunas poblaciones de la subespecie Thamnophis sirtalis pallidulus o serpiente de jarretera marina, como las de la isla del Cabo Bretón, dónde no es extraño observar hasta varios casos de melanismo.

El patrón de bandas, en sentido longitudinal al cuerpo del animal, está formada por una banda que le recorre la espalda al individuo, la llamada franja vertebral, y otras dos franjas a lado y lado de esta banda central. No todos los ejemplares presentan franjas y algunos tienen la franja vertebral poco marcada.

La máxima longitud encontrada en Thamnophis sirtalis está en los 137 cm, pero normalmente sus individuos miden poco más de medio metro de largo. El dimorfismo sexual en la serpiente de jarretera se basa en el tamaño, siendo más grandes las hembras que los machos. Además, los machos poseen una cola más larga y gruesa que las hembras.

Se trata de serpientes delgadas, o mejor dicho, de cuerpo esbelto, cuya masa corporal es de unos 150 gramos.

Costumbres de la serpiente de jarretera

Este ofidio es de actividad diurna aunque, en las estaciones frías del año, como primavera, desarrolla su actividad al mediodía si hace un día bueno. En cambio, en verano se muestra más activo por la mañana y al atardecer. Si en invierno hay mediodías cálidos sale de la hibernación para tomar el sol.  Por otro lado, en las regiones sureñas, que son de climas cálidos, es activa todo el año sin importar la estación en la que se encuentra.

Le gusta tomar el sol en rocas, en paredes de piedra, setos, etc.

Este animal tiene que cazar en ambientes muy cambiantes, por lo que dispone de capacidad de aprendizaje, para garantizar el éxito en sus cacerías, al mejorar en parámetros como la detección de presas y su captura, así como su correcta ingestión. En función de ello están en juego aspectos del futuro de la especie como el éxito reproductivo y la supervivencia juvenil.

Para capturar peces, la serpiente de jarretera no emplea ninguna técnica especializada, sino que se basa en movimientos laterales de la cabeza con la boca abierta para poder ingerir dicha presa. A pesar de ello, se puede observar que los individuos adultos han pasado por un proceso de aprendizaje a lo largo de su vida y que capturan peces con mayor precisión que las crías.

A esta serpiente le cuesta más tiempo capturar e ingerir ranas que los peces e incluso que las lombrices de tierra.

Es habitual que duerma en madrigueras comunes, en ocasiones reuniéndose en gran número.

¿Qué come este ofidio?

Sapo americano
El sapo americano es una presa habitual de este ofidio

La culebra rayada es un animal carnívoro, como el resto de serpientes, y oportunista, pues su dieta varía en función de la disponibilidad de presas que hay en su entorno. Este animal es un depredador generalista que caza lombrices de tierra y otros anélidos, peces, ranas, salamandras, mamíferos, aves… y hasta carroña en algunas ocasiones, como las de aves.

Entre las especies de anfibios que este ofidio consume se encuentran el sapo americano, la rana de cobre, o por ejemplo, la salamandra moteada.

Las crías prefieren comer lombrices de tierra y presas pequeñas. Los individuos adultos generalmente se alimentan de anfibios y lombrices de tierra, pero si tienen la ocasión también comerán peces con sumo agrado.

En México, a la zona de la Baja California, este vertebrado aprovecha la presencia de la especie exótica invasora de pez, conocida bajo el nombre de tilapia de vientre rojo, para utilizarla como fuente de alimento. En estas aguas, antes de la introducción de este cíclido, la serpiente de jarretera solía consumir como peces a la abundante sardinilla de San Ignacio, pero que actualmente escasea por la introducción de la susodicha especie invasora.

Mecanismos de defensa de la serpiente de jarretera

Esta serpiente cuando se siente en peligro, aplana la cabeza y el cuerpo al suelo y puede golpear.

La serpiente de jarretera tiene la capacidad de absorber en su cuerpo la toxina de un anfibio, la salamandra de piel granulosa, que produce una neurotoxina llamada tetrodotoxina. Por ello, el cuerpo de este reptil puede ser venenoso, lo que es otro mecanismo de defensa.

Este ofidio en ser manipulado puede liberar una sustancia maloliente.

¿Dónde vive este reptil?

Jardin
Los jardines con presencia de agua son un hábitat propicio para esta serpiente de costumbres semiacuáticas

La culebra rayada o serpiente de jarretera es originaria del continente americano y se distribuye por gran parte de Norteamérica, en la denominada región Neártica, lo que incluye buena parte de la mitad este de los Estados Unidos, aunque está ausente en las regiones áridas del oeste de los Estados Unidos. También está presente en el sur de Canadá. La serpiente de jarretera es la especie con un área de distribución más grande de Norteamérica y uno de los ofidios más abundantes y más fáciles de observar en la zona este de los Estados Unidos.

Esta especie tiene un gran poder de adaptación a una multitud de hábitats, como ciénagas, bosques o praderas, y es capaz de sobrevivir en condiciones ambientales adversas. En cualquier caso, generalmente se encuentra en ambientes cercanos al agua o en zonas húmedas, tales como lagos, arroyos o márgenes de estanques. Sin embargo, este animal también habita en zonas urbanas y suburbanas en las que haya vegetación, troncos, rocas o distintos residuos humanos, porque en ocasiones se le ve a distancias muy grandes del agua.

La culebra listonada común prefiere los campos cálidos y viejos a los campos fríos y muy productivos a nivel primario.

Reproducción de la serpiente de jarretera

Esta serpiente se aparea en primavera tan pronto como sale de la hibernación y su periodo de reproducción acostumbra a comprender desde marzo hasta principios de mayo.

Los machos producen feromonas para atraer a las hembras. Éstos se aparean con las hembras en grupo. Distintas hembras se aparean con distintos machos en un sistema de apareamiento de tipo polígamo y poliginandrio.

Tras unos 2 ó 3 meses de gestación, nacerán las crías, al final del verano o principios de otoño.

El tamaño de la camada depende del tamaño de la hembra y también de la variación anual en relación a las condiciones ambientales del último año. Si el año previo fue más seco y más cálido que el actual, la serpiente parirá más crías que el año anterior.

¿Esta serpiente tiene veneno?

La saliva de la serpiente de jarretera presenta una cierta toxicidad para sus presas como los anfibios, los peces y otros animales de pequeño tamaño.

Sin embargo, esta serpiente tienen dientes aglifos, es decir, macizos, sin canal alguno y que, por lo tanto, no están diseñados para inocular veneno. Por ello, la culebra rayada no es peligrosa para las personas, pero su mordedura puede ser dolorosa y es posible que cause hinchazón en la zona afectada.

Peligros que amenazan a la serpiente de jarretera

Mapache
El mapache puede capturar a esta culebra

Numerosos son los depredadores que acosan a la culebra listonada común, como la tortuga mordedora, los peces grandes, los zorros o los cuervos americanos, aunque su incidencia depende del área de distribución de cada depredador y de su presencia en el territorio obviamente.

Esta serpiente no suele verse muy afectada por los atropellos de vehículos, especialmente si las carreteras no están asfaltadas, porque evita su contacto, cruzándolas por el paso más corto. Sin embargo, es obvio que estas infraestructuras afectan al comportamiento de este reptil.

Algunas subespecies de serpiente de jarretera son remarcablemente sedentarias, como Thamnophis sirtalis sirtalis, lo que implica que no efectúen migraciones a lo largo del año ni se desplazan mucho por su territorio. Este patrón comportamental de dichas poblaciones basado en el sedentarismo les protege de enemigos urbanos como los perros, los gatos y los atropellos.

La serpiente de jarretera no se encuentra en peligro de extinción. Su plasticidad fenotípica, en la que el genotipo tiene la capacidad de producir distintos fenotipos en función de las condiciones ambientales, junto con su considerable diversidad genética y su  relativa capacidad de aprendizaje, como ejemplo de plasticidad comportamental, hacen de la culebra rayada una especie con un gran poder de adaptación.

Utilidad de la serpiente de jarretera

Dentro de la cadena trófica, este animal actúa como depredador de otros animales más pequeños y como presa de animales carnívoros de mayores dimensiones. La serpiente de jarretera es uno de los pocos depredador que existen de sapos, salamandras y otros anfibios provistos de un veneno muy fuerte.

Este reptil actúa como huésped definitivo de un parásito nematodo o gusano redondo, de nombre científico Dracunculus ophidensis, que se infecta cuándo se alimenta de crustáceos acuáticos y de anfibios.

La serpiente de jarretera se mantiene como animal de terrario por su belleza y su facilidad de mantenimiento.

Más información sobre otras serpientes.

Editorial
Escrito por Editorial Equipo de Botanical-online encargado de la redacción de contenidos

10 noviembre, 2019

Otros artículos de interés

El contenido de este artículo es informativo. Le recordamos que la comercialización y tenencia de las especies animales exóticas están sujetos a la legislación de cada país.