REVISTA DE PLANTAS

revista

 

 

REMEDIOS CASEROS

remedios curativos

 

 

 

 

PROPIEDADES NUTRICIONALES DE LA PERA

Propiedades alimentarias de las peras







VALOR NUTRICIONAL DE LA PERA

 

Pera para las dietas de adelgazamiento

peras
Foto de peras en un mercado

La pera es una de los alimentos más aconsejadas para eliminar líquidos. Posee más de un 80 % de agua, y está prácticamente libre de grasas.

Carece de sodio, y es muy rica en potasio, magnesio y calcio. Todo ello, junto con su elevado contenido en ácidos caféico, ursólico y ascórbico, así como arginina y arbutina ( sobre todo en la piel), le confieren un gran poder diurético. Su ingestión ayuda a incrementar la micción, por lo que resulta muy adecuado en las dietas para perder peso.

Las peras, en este sentido, son un tentempié muy adecuado para aquellas personas que quieran perder peso, ya que, al mantenerse saciadas, no necesitan picar otras cosas entre horas. Igualmente resultaran adecuadas para aquellas personas que necesitan disponer de una energía ligera, fácil de digerir y eficaz como deportistas, niños que están siempre jugando, trabajadores que requieren estar activos, etc.

No debemos olvidar que las calorías de las peras provienen de su riqueza en hidratos de carbono, en forma de azúcares simples, por lo que las personas con diabetes deben considerarla dentro de sus raciones de hidratos de carbono.

 

Peras contra la retención de líquido

Debido a los componentes diuréticos mencionados, las peras son una de las frutas diuréticas por excelencia. La arbutina que se encuentra en su piel la hace muy adecuada para en aquellas situaciones en las que al organismo le resulta conveniente perder agua, como es el caso de personas con retención de líquidos en las piernas,  celulitis, etc. Se recomienda consumir, en estos casos, frutas procedentes de cultivos ecológicos, y comer las peras con piel ( la arbutina, un componente diurético, abunda en la piel de la pera).

Se debe tener en cuenta que, en la dieta contra la retención de líquido, es conveniente no abusar de alimentos ricos en agua, como de las frutas.

Otra indicación muy apropiada para esta fruta es para aquellas personas con retención de líquido en las articulaciones ( enfermedad de gota, artritisácido úrico, edemas, etc). Igualmente resultará muy adecuada en la dieta de las personas con hipertensión o en aquellas personas que sufren de piedras en los riñones o en la vesícula o que tienen tendencia a desarrollar arenillas en la orina.

 

Fibra soluble de las peras, demulcente para el aparato digestivo

Las peras contienen una gran cantidad de fibra soluble en forma de pectinas, que principalmente se encuentran en la piel de la pera, y en la pulpa. La pectina tiene la capacidad de formar un gel cuando se combina con el azúcar o con los ácidos, dando una consistencia espesa, similar a la que se produce en la elaboración de mermeladas. Las manzanas, el membrillo o los cítricos son muy ricos en pectina. Otros alimentos muy ricos en pectina son : las zanahorias, las berenjenas, las calabazas, los higos, los plátanos, las peras o las ciruelas.

Se ha demostrado que las pectinas ayudan a rebajar el nivel de colesterol, al atrapalo entre sus fibras y lo expulsarlo del organismo a través de las heces. Además las peras contienen ácido cafeico y ácido pantoténico, que poseen propiedades anticolesterolémicas. También se ha demostrado la capacidad de esta fibra para absorber las tóxinas del intestino e impedir que estas pasen a la sangre o ataquen la pared intestinal.

Todo ello no solamente ayuda a prevenir las infecciones intestinales, sino que previene el daño que estas sustancias puedan hacer en el organismo o a la propia pared intestinal. Además, la presencia de fibra en el tracto digestivo ayuda a conservar una buena microbiota intestinal, previene el estreñimiento y algunas enfermedades digestivas tales como el cáncer de colon. Las personas que comen alimentos ricos en pectinas presentan un íncide más bajo de tumores en el colon.

propiedades de la pera, valor nutricional de la fruta
Lámina con las propiedades de la pera,
elaborada por © Botanical-online.com

 

Pera para las personas con diabetes

Las peras constituyen una de las frutas mas adecuadas para las personas con diabetes. La razón de esta afirmación se basa en el bajo indice de glucemia de este alimento. El índice de glucemia es el que marca la velocidad con la cual el azúcar se vierte en el torrente sanguíneo.

Los alimentos con un índice glucémico elevado no son recomendables para los diabéticos, puesto sus azúcares se absorben rápidamente y provocan unos niveles de glucosa muy elevados en la sangre. Los enfermos de diabetes pueden comer pera, tanto si toman insulina como si no lo hacen, pero deben considerar que 1 pera aporta 10g. de hidratos de carbono, es decir 1 ración de carbohidratos. Es un alimento que se debe contabilizar como ración de hidratos de carbono y equilibrar con el global de la dieta. Por ejemplo, no se deben combinar más de 2 raciones de alimentos ricos en hidratos de carbono en la misma comida.

Los principales responsables de esta propiedad son la fibra soluble pectina, los minerales magnesio y el zinc que estimulan la producción de insulina y las epicatequinas con propiedades hipoglucémicas.

*Más información: Fruta para la diabetes

 

Vitaminas y minerales que aporta la pera

Valor nutricional de la pera fresca por 100 g
Agua (g.) 83,81
Calorías ( Kcal) 59
Grasa (g.) 0,4
Proteína (g.) 0,39
Hidratos de carbono (g.) 15,11 alto
Fibra (g.) 2,4 alto
Potasio (mg.) 125 alto
Sodio (mg.) 0
Fósforo (mg.) 11
Calcio (mg.) 11
Cobre (mg.) 0,113
Magnesio (mg.) 6
Manganeso (mg.) 0,076
Hierro (mg.) 0,25
Zinc (mg.) 0,12
Selenio (mg.) 1
Vitamina C (mg.) 4
Vitamina B1 ( Tiamina) (mg.) 0,02
Vitamina B2 ( Riboflavina) (mg.) 0,04
Niacina (mg.) 0,1
Ácido fólico o folacina (mcg.) 7
Vitamina B6 (mg.) 0,018
Vitamina A (UI) 20
Vitamina E (mg.) 0,5
Leyenda:
alto= Alimento rico en este nutriente.

La pera es una fruta muy ligera, cuya composición es principalmente muy rica en agua ( más de 80% del peso del fruto) e hidratos de carbono. En disolución, se encuentran ciertas vitaminas, minerales y flavonoides, entre los que destacan:

- Vitamina C: Una de los principales antioxidantes de la dieta, necesaria para funciones tan importantes en el organismo como la formación de proteínas y colágeno. Las frutas en general, son alimentos ricos en esta vitamina, dado que al consumirse frescas, no tienen pérdidas de vitamina C. Las peras no son el vegetal con más vitamina C, ya que su contenido es superado por otros alimentos como los cítricos, los escaramujos, maracuyá o la guayaba. Sin embargo, las peras contienen cierta cantidad de vitamina C y otros antioxidantes como los flavonoides, como citamos seguidamente.

- Quercetina, catequina, epicatequina: Se trata de flavonoides con propiedades antioxidantes, protegen contra el envejecimiento prematuro, tienen propiedades circulatorias y favorecen el buen funcionamiento del sistema cardiovascular.

- Ácido fólico: Una de las vitaminas que forma parte del complejo de la vitamina B, necesario para la construcción celular y cuya deficiencia predispone a la aparición de ciertos cánceres como el de vejiga. Esta vitamina también tiene importancia en la salud mental, en la prevención de anomalías como la depresión o el mal humor. 

En el caso de las mujeres embarazadas o lactantes , parte de esta vitamina se traspasa al feto o al bebé, evitando problemas de mala formación o de crecimiento incorrecto en el bebé. No obstante, dada la gran capacidad diurética de esta fruta, se recomienda que las mujeres embarazadas o las lactantes no abusen de este alimento, pues una excesiva micción podría privar a los bebés de los nutrientes necesarios.

- Su riqueza en taninos y ácido cafeico confieren a la pera propiedades antibacterianas muy útiles para frenar los brotes del herpes o retardar su aparición. En caso de diarrea, sus propiedades ligeramente astringentes ayudan a superarla, resultando una ayuda excelente para el tratamiento de la colitis.

- Entre los minerales que aporta, la pera contiene ademas mucho potasio, que interviene directamente, junto con el calcio, en el proceso de formación ósea, así como la regulación de líquidos en el cuerpo y el buen estado del sistema nervioso.

Será pues muy interesante comer este fruto tanto durante la época de crecimiento, como a medida que vamos aumentando de edad, para una buena salud ósea y nerviosa. Comer este alimento ayuda a la prevención de la osteoporosis ( acompañar de una dieta adecuada para la osteoporosis). De igual manera, se ha probado las propiedades vasodilatadoras y antiarritmicas del calcio, por lo que su ingestión ayudara a bajar la tensión arterial alta y a normalizar el pulso cardíaco.

- La pera contiene muy pocas grasas, entre las que predominan los ácidos grasos poliinsaturados. También aporta cierta cantidad de aminoácidos, algunos de ellos esenciales como la leucina, necesaria para el crecimiento en los infantes o la regeneración de los tejidos.

Otros, aunque no sean esenciales, como la arginina, han probado ser muy útiles en la elaboración de la masa muscular, así como en la eliminación del amoniaco del organismo. La mayoría de ellos incrementan la inmunidad del organismo en contra de las agresiones bacterianas.

 

Pera es digestiva y adecuada para la dieta de los bebés, dietas depurativas y dietas dieta ricas en agua

Es una fruta muy digerible, con una gran riqueza de azúcares, aunque como hemos visto , por su composición, son muy asimilables y fáciles de digerir. Podemos decir que una pieza aporta unos 70 gr. de azúcar. Es uno de los alimentos que produce menos problemas de alergia alimentaria, por lo que resulta muy adecuado como primer alimento para los niños pequeños después del destete. Igualmente es especialmente interesante su utilización en las dietas de exclusión. Si tenemos problemas gástricos, podemos recurrir a las peras hervidas, que también son muy nutritivas y mineralizantes, aunque la cocción destruye las vitaminas y reducen parte de su contenido en electrolitos ( potasio principalmente). 

 

¿Qué peras comer?

Se puede utilizar a lo largo de casi todo el año por la gran profusión de variedades que disponemos, entre las que destacan la famosa pera limonera, de color amarillo con puntitos negros, muy dulces y aromáticas que nos refresca de los ardores veraniegos durante los meses de julio y agosto. De tanto renombre como esta es la pera blanquilla, de color más verdoso y carne más blanca, que aparece desde finales de agosto o la exótica pera de San Juan, más pequeñita, de carne dura y muy sabrosa que alcanza su plenitud en la festividad del mencionado santo y se prolonga durante el mes de julio. Otras variedades como la de Beurre d' Anjou ya puede recolectarse a principios de febrero, aunque podemos disfrutar de su sabor ligeramente ácido durante prácticamente el resto de invierno y toda la primavera, pues aguanta hasta 6 meses en las cámaras frigoríficas. Otras variedades muy recomendadas serían la erculina, magallona o la conference.

Aunque la piel contiene muchas vitaminas, debido a la gran cantidad de productos fitosanitarios que se utilizan en su cultivo, conviene comer esta fruta pelada.

Las peras se pueden utilizar como alimento exclusivo durante unos días seguidos en las dietas depurativas primaverales u otoñales. (Véase dieta de la pera).

También se pueden acompañar con otros alimentos en una dieta mixta. ( Véase Cura de peras)

La capacidad desintoxicante de este alimento se debe al poder que tiene para eliminar los metales pesados del organismo, como el plomo, el cadmio, el aluminio, el mercurio. Igualmente destacable es su poder para deshacerse de las toxinas de los alimentos y de las propias toxinas que produce el propio metabolismo corporal, sobre todo en cuanto a lo que se refiere su toxicidad sobre el hígado e intestino. Las peras contienen 15 principios antioxidantes ( betacarotenos, acidos ascórbico o palmítico, selenioalanina, luteína etc) , baste mencionar que entre los principales componentes que depuran el hígado tenemos las quercetinas, las catequinas, el ácido ascórbico y el ácido cafeico) Por todo ello se incluye en la dieta de las intoxicaciones químicas.

De igual manera, sus principios antioxidantes le proporcionan propiedades antitumorales, sobre todo en la prevención del cáncer de mama , colon, vejiga, ovarios, piel y estómago.

Consumir una buena cantidad de peras es una de las mejores maneras de hidratar el organismo. Se recomiendan las dietas de esta fruta en aquellas personas que necesitan ingerir una abundante cantidad de agua.

punto rojoMás información sobre las propiedades, cultivo y recetas con peras en el listado superior.

El material que aquí se trabaja tiene carácter informativo. En caso de duda, consúltese con el facultativo.
"Botanical-online" no se hace responsable de los perjuicios ocasionados por la automedicación.

© 1999-2014 Botanical-Online SL. Todos los derechos reservados.