indice
iniciodiccionariorevista gratuitacursosforobibliografiarecomendar

...

 

REVISTA DE PLANTAS

 

REMEDIOS CASEROS

remedios curativos

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

ANTICOAGULANTES NATURALES

( Plantas que disminuyen la coagulación sanguínea)

 

Anticoagulantes naturales





 

¿ Qué son plantas anticoagulantes?

 

Plantas ANTICOAGULANTES o ANTIAGREGANTES son aquellas que disminuyen la capacidad de fluidificación de la sangre.

 

Las plantas anticoagulantes pueden ser muy adecuadas en Fitoterapia para tratar o prevenir la aparición de anomalías debido a un mal riego sanguíneo como consecuencia de una agregación plaquetaria excesiva. Así, por ejemplo, el uso de estas plantas podría resultar adecuado para remediar enfermedades en las que conviene fluidificar el riego sanguíneo como ataques cardíacos, anginas de pecho, arteriosclerosis, etc.

Otras veces puede ser contraproducente el uso de algunas de estas plantas en personas que tienen tendencia a sufrir dolencias ocasionadas por una falta de coagulación como sangrado de nariz, hematomas, etc. Dentro de este grupo se encuentran algunas plantas anticoagulantes como el sauce, los ajos, las cebollas, el tomillo , el romero, el ginseng o la regaliz.

Sin embargo, algunas plantas con propiedades anticoagulantes poseen otras propiedades que las hacen igualmente adecuadas para prevenir las hemorragias, debido a que poseen bioflavonoides que aumentan la elasticidad de los capilares y previenen la aparición de las mismas, tal es el caso de los cítricos, como limones, pomelos, naranjas, mandarinas, etc.

Por otra parte el uso de este tipo de recursos resulta incompatible con otros remedios con propiedades coagulantes, cuando lo que se busca es conseguir una mejor fluidez de la sangre. Las plantas coagulantes podrían disminuir las propiedades de las anticoagulantes. Entre las principales plantas coagulantes tenemos aquellas que son adecuadas para las hemorragias, como la encina, el roble, el hamamelis, la alfalfa o la milenrama. ( Mas información sobre plantas para las hemorragias)

 

Principales plantas anticoagulantes

 

Entre las principales plantas anticoagulantes tenemos las siguientes:

Ginkgo ( Ginkgo biloba) : El ginkgo constituye uno de los remedios mejores para mejorar la circulación sanguínea. La razón se encuentra en la capacidad que tienen los extractos de esta planta para dilatar los vasos sanguíneos y hacer que la sangre circule más fluidamente. Parece ser que los flavonoides ejercen una acción vasodilatadora sobre las paredes de las arterias y capilares al mismo tiempo que impiden que las plaquetas sedimenten dentro de los vasos sanguíneos. Esta propiedad se puede aplicar para tratar una serie de enfermedades la razón de las cuales estriba en la mala circulación.

Sauce : (Salix spp.) Principalmente por su contenido en salicina, magnesio y quercetina. Los sauces se han utilizado y se siguen utilizando como una alternativa a la aspirina ( Acido acetilsalicílico). La aspirina, además de calmar el dolor y la inflamación, se utiliza como un fluidificante de la sangre. La aspirina se extraía inicialmente de esta planta, de la ulmaria (Filipendula ulmaria), de la gaulteria ( gaultheria sp.) de los chopos ( Populus sp.) y de algunas especies de abedules ( Betula sp) antes de que pudiera ser sintetizado químicamente en el año 1890.

Ginseng: (Panax spp.) Principalmente por su contenido en magnesio . El ginseng, por su contenido en componentes antiagregantes y sus propiedades vasodilatadoras mejora la circulación de la sangre al mantener los capilares más limpios y dilatados . Todo ello favorece un mejor riego del cerebro con el consiguiente mejoría del trabajo mental. La ingestión de ginseng mejora la actividad intelectual ya que aumenta la memoria, la capacidad de comprensión y la facilidad de aprendizaje.

Ajo: (Allium sativum ) La presencia de componentes sulfurosos, así como la aliína, y del ajoeno , la hace muy importante en otorgar a esta planta propiedades antitrombóticas ( no formación de coágulos en la sangre ) por lo que resulta muy adecuada para fluidificar la circulación sanguínea y evitar o luchar contra las enfermedades circulatorias

Alfalfa ( Medicago sativa)

 

Otras plantas anticoagulantes

Entre todas ellas podemos mencionar las siguientes:

 

Cebolla: ( Allium cepa) Principalmente por su contenido en alicina y alina, así como , magnesio y quercetina

Hinojo: ( Foeniculum vulgare) Principalmente por su contenido en estragol y magnesio.

Pomelo : (Citrus paradisii ) Principalmente por su contenido en ácido alfa linoleico,

Soja : ( Glycine max ) Principalmente por su contenido en ácido alfa linoleico, ( Vitamina C) , ginesteína y piridoxina

Tomillo: ( Thymus vulgaris ) Principalmente por su contenido en ácido alfa linoleico, ácido rosmarínico, magnesio y timol

Orégano: ( Origanum vulgare.) Principalmente por su contenido en ácido alfa linoleico, ácido caféico, ácido rosmarínico, magnesio y timol

Te verde : ( Magnolia sinensis ) Principalmente por su contenido en catequinas, epicatequinas, quercetina, rutina y magnesio.

Áloe vera:( Aloe vera) Principalmente por su contenido en Vitamina C, coumarina, emodina, magnesio y selenio.

Grosella: ( Ribes spp. ) Principalmente por su contenido en magnesio, , catequinas y ácido alfa linoleico

Apio ( Apium graveolens) Principalmente por su contenido en , bergapteno y rutina.

Zanahoria : ( Daucus carota ) Principalmente por su contenido en , bergapteno, falcarindiol, magnesio, miristicina y selenio.

Regaliz : ( Glyzyrrhiza glabra ) Principalmente por su contenido en , isoliquiritigenina, magnesio, eugenol y estragol,

Banano ( Musa paradisiaca ) Principalmente por su contenido en , ácido alfa linoleico, tocoferol, magnesio y selenio.

Perejil: ( Petroselinum crispum) Principalmente por su contenido en , miristicina, magnesio y selenio.

Piña: (Carica papaya) Principalmente por su contenido en ácido cítrico.

Papaya: (Ananas comosus ) Principalmente por su contenido en ácido cítrico y papaína.

 

Interacciones de las plantas medicinales o alimentos con las medicinas anticoagulantes.

 

Los anticoagulantes naturales pueden reaccionar con otros medicamentos anticoagulantes potenciando demasiado la acción de los mismos. Así, por ejemplo, las personas que toman suplementos de ginkgo deberían hablar con su médico antes de iniciar un tratamiento con medicinas que contengan anticoagulantes, como la heparina o warfarina, u otros medicamentos que hagan que la sangre sea más fluida como la aspirina.

Igualmente una dieta demasiado abundante en alimentos que fluidifican la sangre podría interaccionar con este tipo de medicamentos

Hay que tener en cuenta que el uso de remedios o el abuso de alimentos que contengan principios anticoagulantes resulta desaconsejado en ciertas enfermedades, como la hemofilia o el sangrado habitual por la nariz, y antes o después de ciertos procesos, como las operaciones quirúrgicas . Son factores de riesgo que hay que conocer para evitar un posible sangrado.

Más información sobre anticoagulantes en el listado superior.

El material que aquí se trabaja tiene un carácter informativo. En caso de duda consúltese con el facultativo.
" Botanical" no se hace responsable de los perjuicios ocasionados por la automedicación.

El mundo de las Plantas
Copyright ©1999-2011 Botanical-online SL.Todos los derechos reservados