Alimentos ricos en hierro

Revista de Plantas de Botanical-online

DIETA PARA LA GRIPE

Alimentos adecuados para la gripe

ALIMENTACIÓN PARA LA GRIPE

¿Qué alimentos son buenos para la gripe?

La alimentación para la gripe tiene un papel importante en la prevención, alivio de los síntomas, para ayudar al organismo a luchar contra la gripe y para recuperar el bienestar lo antes posible.

Existen una serie de consejos, infusiones, remedios, alimentos y recetas que ayudan al organismo a eliminar la gripe estacional, acelerar su curación y disminuir los síntomas que esta produce. El tratamiento sintomático constituye el principal recurso natural contra esta infección, ya que no existen medicinas, naturales ni ordinarias, que puedan realmente curar la gripe.

dibujo gripe
Dibujo de gripe cortesía de ©Dibujosparapintar

  

¿Cómo curar la gripe con alimentos?

Los alimentos son considerados una potente medicina natural, pero para que el tratamiento natural sea efectivo, también será necesario descansar suficientes horas y evitar el estrés.

Es importante acudir al médico especialmente cuando la gripe afecta a los bebés, niños y ancianos, ya que estos son más propensos a complicaciones.

Se recomienda consultar con el doctor si aparece fiebre muy alta, dolor, si hay muchas molestias, en caso de tos persistente, o cuando los síntomas no mejoren o empeoren.

También se recomienda evitar el humo del tabaco (fumadores activos y pasivos) y la inhalación de sustancias irritantes ya que pueden causar una bronquitis.

  

Comer una dieta poco abundante los primeros días

El cuerpo necesita todos los recursos para combatir la enfermedad, por lo que conviene aportarle alimentos de buena calidad, energéticos, densos en nutrientes y sin componentes que resulten difíciles de digerir o perjudiciales para el organismo.

Las comidas muy abundantes, sobre todo ricas en alimentos grasos animales, embutidos, snacks, salsas industriales, galletas, cremas, margarinas,etc., exigirían concentrar demasiados esfuerzos en la digestión. Por el contrario, una dieta ligera, muy abundante en vegetales (frutas, verduras y hortalizas) resulta mucho más fácil de digerir y proporciona al mismo tiempo una serie de principios para reducir el tiempo de la enfermedad.

  

¿Cuáles son los alimentos que dan energía?

Las patatas, boniatos, lentejas, arroz, la quinua, el trigo sarraceno o los garbanzos, son excelentes fuentes de energía que se pueden incluir en las comidas principales, en forma de sopas, hervidos o en guisos. Por ejemplo, para incrementar las calorías de las sopas y comidas, se puede añadir un poco de patata, arroz, lentejas o avena.

En el desayuno, resultan muy adecuados los copos de avena, que se pueden preparar en forma de gachas de avena (porridge) o en muesli.

Ejemplos de recetas energéticas y nutritivas para los enfermos de gripe, con alimentos densos en energía y fáciles de digerir, pueden ser:

crema de calabacin
Sopa de calabacín
. Las sopas de verduras resultan muy depurativas
y reconfortantes para los enfermos de gripe

tortilla patata
Tortilla de patata y cebolla, una receta muy nutritiva, rica en proteínas,
vitamina A y energía procedente de la patata. Las cebollas son
recomendables para la gripe. Se aconseja no freír los ingredientes (pochar)

manzanas al horno
Manzanas al horno
. Las manzanas al horno son dulces y apetecibles,
además ayudan a mejorar la flora intestinal por su efecto prebiótico

 

Otras recetas aconsejables para la gripe: mijo con pasas y cebolla, sopa de verduras, tortilla de verduras, guiso de lentejas, hummus de remolacha, ensaladas con frutas, sopa de ajo, manzana al horno, compota de frutas,etc.

  

Alimentos vegetales que ayudan a sanar el organismo

Los alimentos vegetales nos permiten eliminar las toxinas que produce la infección, disminuir la severidad de los síntomas y fortalecer al organismo para que pueda rechazar nuevas invasiones o evitar que esta pueda derivar en algún problema de salud más grave. Estos alimentos nos ayudarán a incrementar las defensas del organismo de forma natural, a la vez que, al consumirlos, obtendremos una dieta nutritiva, natural y saludable.

Entre los componentes que ayudan a luchar contra la infección tenemos los alimentos ricos en antioxidantes:

  

Alimentos ricos en vitamina C para la gripe

Aunque la vitamina C no cura la gripe, sí que puede aliviar los síntomas y reducir el tiempo de duración de la mismo, ya que se ha demostrado que la vitamina es imprescindible en el funcionamiento de las células defensivas.

Los cítricos, como naranjas, limones o pomelos, los pimientos, las verduras de hojas verde oscuras, como la rúcula, los rabanitos, nabos, las coles, las espinacas o el brócoli, son buenas fuentes de esta vitamina.

Resulta muy interesante la utilización de complementos de vitamina C para conseguir que la gripe tenga una duración menor. Otra posibilidad es añadir limón exprimido en las ensaladas, sopas, caldos y preparaciones. No se debe olvidar tampoco la utilidad que suponen los zumos o jugos en personas a quienes les cuesta comer estos vegetales. En este caso son particularmente interesantes aquellos en los que se mezclan verduras y frutas, como jugo de zanahoria con remolacha, o zumos verdes con espinacas, apio y manzana.

* Alimentos ricos en vitamina C

rabanitos
Los rábanos son muy ricos en antioxidantes que ayudan a quitar la gripe

   

Alimentos ricos en vitamina A para la gripe

La vitamina A constituye otra vitamina interesante para recuperarse de la gripe porque interviene en la renovación de las células inmunitarias y aumenta las defensas.

Se obtiene directamente de alimentos de origen animal, como el hígado, los huevos y en el pescado azul de pequeño tamaño.

Para los que prefieran una alimentación vegetal, se puede obtener un precursor de la vitamina A ingiriendo alimentos ricos en betacarotenos, que el cuerpo transforma en vitamina A (zanahorias, diente de león, borraja y verduras de hoja verde).

   

Hierbas aromáticas: la fitoterapia escondida en la cocina

Las hierbas aromáticas no aparecen normalmente mencionadas en ninguna guía nutricional oficial, pero sin embargo, son componentes de la dieta muy interesantes para mejorar la salud, que fácilmente se pueden introducir en cualquier receta, y que además resultan muy económicos.

La mayoría de estas plantas tienen propiedades antibióticas, antioxidantes y antiinflamatorias, que resultan muy adecuadas para contribuir en la lucha contra la infección.

hierbas aromaticas
Foto de hierbas aromáticas

  

¿Qué plantas son las más aconsejables en la dieta para la gripe?

Las hierbas aromáticas y especias más recomendables durante la gripe son la menta, el comino, el anís, el tomillo, el apio, el romero, la ajedrea, el orégano, la albahaca,etc. Se pueden utilizar en cada plato, para dar más aroma y propiedades a las recetas.

También pueden utilizarse, en menor cantidad que las anteriores, las especias tropicales como la canela, jengibre, cúrcuma,etc.

  

Comer alimentos con propiedades inmunoestimulantes

Existen una serie de alimentos que ayudan a reforzar el sistema inmune haciendo que el organismo tenga más recursos para defenderse de la infección.

Además de determinados alimentos para las defensas, para reforzar el sistema inmune es necesario unos intestinos y flora intestinal saludables, que se consiguien siguiendo una dieta con los alimentos mencionados a lo largo de este artículo (son especialmente alimentos buenos para el intestino: la zanahoria, calabaza o zapallo, y la patata prebiótica) y evitar los productos perjudiciales para el intestino (tabaco, alcohol,...).

Entre los alimentos más recomendados se encuentran los siguientes:

reishi ganoderma lucidum
Foto de reishi. Las setas tienen propiedades para aumentar las defensas

 

Setas para aumentar las defensas

Uno de los alimentos que resultan más interesantes son las setas, y especialmente algunas setas cuyas propiedades estimulantes de las defensas están siendo cada vez mas destacadas, como el Shiitake, el Reishi o el Maitake.

Estos han demostrado aumentar la inmunidad y ser capaces de ayudar al organismo a luchar contra ciertos tipos de virus. Esto es debido a su contenido en delta-B-glucano, con propiedades para estimular las defensas naturales del organismo.

Para los orientales, estas setas son consideradas un remedio para aumentar la vitalidad del organismo, y tradicionalmente se dice que prolongan la vida.

   

Ajos y cebollas para la gripe

- Ajo: contiene alicina, un principio activo con propiedades bactericidas, antivirales e inmunoestimulantes. Usar abundante ajo, impide que otras enfermedades se apoderen de la debilidad del organismo mientras esta dure. Para obtener todas las propiedades medicinales, se debería comer el ajo crudo y molido, ya que es así como se forma la alicina. El ajo también es el alimento más rico en vitamina B6, que aumenta las defensas.

ajo
Foto de ajo, un alimento expectorante

- Cebollas: también contiene principios azufrados, como el ajo, y también se debe comer cruda. Tiene otros componentes que complementan su acción, por ejemplo, la cebolla es el alimento más rico en quercetina, un antiinflamatorio, antioxidante y potente antibiótico natural. Se puede comer en ensaladas o preparar este tradicional jarabe de cebolla y miel.

Además de todo lo mencionado, tanto el ajo como la cebolla son remedios expectorantes utilizados desde tiempos inmemoriales como remedios tradicionales para disolver mucosidades, por lo que estos alimentos también nos ayudarán a limpiar los pulmones después de la gripe.

dieta recomendada alimentos para la gripe, resfriados congestion
Lámina resumen con la dieta recomedada para la gripe, con los alimentos más aconsejables para recuperarse de la infección

  

Comer alimentos ricos en proteínas

Una alimentación deficiente en proteínas aumenta el riesgo de infecciones y dificulta la curación. Por ello es necesario ingerir alimentos ricos en proteínas, al menos en las tres comidas principales del día.

Una manera de obtener proteínas, para aquellos que no deseen obtenerla de alimentos animales, es recurrir a los frutos secos (almendras, avellanas, nueces,...), un hummus de garbanzos, un guiso de lentejas o de legumbres, el tofu, o el tempeh, por ejemplo.

Como refuerzo de proteínas, se puede tomar levadura nutricional o espirulina en polvo, que ambas se espolvorean sobre los platos como si fuese queso.

También se pueden consumir: huevos, pescado, siendo muy recomendable el pescado azul de pequeño tamaño (sardinas, caballa,...) y la carne blanca. No se recomienda la carne procesada (salchichas, fiambres, hamburguesas,etc.).

lacteos
Foto de lácteos: ¿son recomendables para la gripe?

  

¿La leche y los lácteos son buenos para la gripe?

La leche y sus derivados (queso y yogur) son alimentos nutritivos adecuados para la gripe, que también proporcionan proteínas de buena calidad.

La leche tomada bien caliente es un remedio tradicional muy reconfortante. Una buena manera de aumentar las propiedades de este alimento es añadirle una buena cucharada de miel cruda al vaso, o un pedacito de jengibre molido.

En caso de dolor de pecho, la mezcla de leche e higos tiene propiedades mucolíticas - para ablandar las mucosidades del pecho y ayudar a quitar la tos (Un cuarto de litro de leche hervida con 12 higos secos durante 15 minutos. Tomar el líquido resultante una vez filtrado y endulzado).

Cabe mencionar que existen discrepancias acerca de este grupo de alimentos, ya que algunos profesionales consideran que la leche aumenta la mucosidad. Sí parece haber consenso en que, si existen enfermedades intestinales o autoinmunes, puede ser aconsejable evitar tomar leche.

No es imprescindible tomar lácteos, pero si se consumen, lo recomendable es tomarlos de la mejor calidad posible, preferentemente de animales de pasto, y sin excederse en las cantidades. Igualmente resultan interesantes los productos derivados de la leche, como el yogur natural, que tiene bacterias con efecto probiótico, o el queso, que resulta muy rico en proteínas.

*Más información: ¿La leche es buena o mala?

   

Hidratarse bebiendo agua, infusiones, caldos, y comiendo vegetales

La hidratación es necesaria para mantener nuestras mucosas hidratadas y evitar la deshidratación corporal. El cuerpo durante la gripe puede producir una cantidad elevada de mocos que permiten establecer una barrera en la nariz que limitará el paso a otros microorganismos. Por otra parte, las infecciones generan muchas tóxicas que deben eliminarse a través de una orina abundante, y no olvidemos que la gripe suele presentar fiebre alta, lo que produce sudor abundante. Por todo ello, es necesario compensar las pérdidas de líquidos ingiriendo suficiente agua.

La hidratación se consigue bebiendo muchos líquidos, como agua, caldos e infusiones, y consumiendo abundantes vegetales y frutas (alimentos que contienen principalmente agua).

La tradicional sopa de pollo se basa en el aporte de abundante líquido, además de las proteínas fácilmente digeribles de este animal junto con la necesidad de aportar minerales y calor en los resfriados. Las cremas de verduras, caldos vegetales, sopa de sémola, los purés de verduras, por ejemplo de zanahorias, y otras recetas que proporcionen muchos líquidos y electrolitos para compensar las pérdidas de líquidos.

zanahoria rallada con limon
Zanahoria rallada con limón
. Las ensaladas también nos hidratan
y además proporcionan muchos nutrientes

sopa de ortigas
Sopa de ortigas
. Ayuda a reponer líquidos y electrolitos,
además de ser muy nutritiva y depurativa

Picantes para la gripe

Otra manera de aportar calor y aumentar la sudoración es ingerir alimentos picantes (tabasco, pimienta negra, pimienta blanca, pimiento picante, o curry) que actúan como descongestionantes.

pimienta negra
Diferentes tipos de pimienta
. El picante es bueno para la gripe.
Incluso existen estudios que hablan de un papel
protector del picante sobre la obesidad.

    

Alimentos con folatos para fortalecer el sistema inmunitario

Los alimentos que contienen folato o vitamina B9 también ayudan a fortalecer el sistema inmune. Son buenas fuentes de folato las verduras de hojas verde oscuras, como el grupo de las coles (repollo, coliflor, col de Bruselas, o brócoli), las espinacas, las remolachas, la ortiga, el arroz integral y el grupo de las legumbres (lentejas, garbanzos,etc.).

Los cítricos, anteriormente mencionados por su contenido en vitamina C, también son buenos para la gripe porque contienen mucho ácido fólico.

  

Comer alimentos ricos en zinc durante la gripe

Se ha comprobado que el zinc ayuda a acortar la duración de la gripe. Los mariscos constituyen una buena fuente de este mineral, especialmente las ostras. Además de estas hay que mencionar el marisco, el hígado o los huevos.

Si se prefiere consumir alimentos vegetales, tendremos que recurrir a las lentejas, garbanzos, almendras, avellanas, espárragos, borrajas, los higos, o las berenjenas, por ejemplo.

  

¿Estos alimentos resultan adecuados para la gripe porcina humana?

Estos consejos también son útiles en el tratamiento de la gripe porcina humana. Si se sospecha de su aparición, se tiene que acudir a un hospital y tiene que ser confirmado por las autoridades sanitarias y alimentarias.

Más información sobre la gripe y su tratamiento natural en el listado superior

Otros artículos de interés

El material que aquí se trabaja tiene carácter informativo. En caso de duda, consúltese con el facultativo.
"Botanical-online" no se hace responsable de los perjuicios ocasionados por la automedicación.

© 1999-2017 Botanical-Online SL. Todos los derechos reservados.

Ver versión de móvil